La luciérnaga de Vagalume


Llevaba más de una década al frente del Centro Vagalume de Cáritas Diocesana de Santiago y las Hermanas Oblatas. María Cleofé Martínez Ronda (Cleo), es sin lugar a dudas la persona que sobre su espalda se ha cargado el gran peso de las iniciativas llevadas a cabo durante tantos años para conseguir el apoyo a mujeres en contextos de prostitución o que son víctimas de trata con fines de explotación sexual. 

Ella siempre está ahí para desarrollar un programa que está calificado como de los mejores en su género a nivel nacional y que ha conseguido distintos premios, recompensas y galardones que atestiguan el trabajo que esta monja Oblata y su equipo de técnicos y voluntarios ha sabido mantener, desarrollar y potenciar durante años para llevar a cabo una labor de suma importancia de ayuda y protección a las mujeres, y sus hijos, en el momento actual.

María Cleofé Martínez Ronda es, sin lugar a dudas la auténtica Luciernaga de Vagalume. La luz permanente que ha guiado el trabajo desarrollado y ha estado siempre al frente de las protestas, públicas y privadas, saliendo a la calle para denunciar el mal trato y la explotación sexual de las mujeres. 
Un importante número de personas que han colaborado durante todos estos años con Cleo se reunieron para rendirle un homenaje y agradecerle el servicio prestado durante tantos años al frente de Vagalume, ahora que ha llegado el momento de su jubilación.

Se trata de un programa de referencia a nivel nacional y está especializado en dar apoyo a las mujeres que ejercen la prostitución o que son víctimas de trata con fines de explotación sexual. Un espacio abierto donde se les ofrece información, asesoramiento y acompañamiento confidencial y no discriminatorio. Un lugar de referencia donde las mujeres y los hijos a su cargo encuentran apoyo, información, orientación para que puedan iniciar un proceso de recuperación. Para desarrollar este trabajo cuentan con un centro de día y pisos de acogida y emergencia

Lo más duro, qué duda cabe, es el trabajo de calle que los equipos encabezados por Cleo desenvuelven en los entornos en los que las mujeres ejercen la prostitución ofreciéndoles información socio-sanitaria sobre el programa Vagalume y sobre otros recursos que pueden ser de su interés. La trata con fines de explotación sexual es una lacra. Necesitamos muchas Cleo para poderla erradicar.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar