El Gobierno destina 850 millones para mejorar las infraestructuras de seguridad del Estado

El Ejecutivo también ha acordado modernizar el sistema fiscal con la creación de dos impuestos sobre transacciones financieras y servicios digitales, ha remitido a las Cortes el proyecto de reforma de la Constitución para limitar los aforamientos y ha avanzado las directrices de la Estrategia de Turismo Sostenible.

​El Consejo de Ministros ha aprobado varios planes para reformar y mejorar las infraestructuras de seguridad del Estado, que conllevan una inversión total de 850 millones de euros. Las medidas afectarán a las comisarías de la Policía Nacional, a cuarteles de la Guardia Civil, a centros penitenciarios y a los Centros de Internamiento de Extranjeros (CIE).

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha explicado la aprobación del Plan de Infraestructuras para la Seguridad del Estado 2019-2025, que prevé una inversión de 600 millones de euros en los próximos siete años para reformar y construir comisarías de Policía Nacional y cuarteles de la Guardia Civil.

Grande-Marlaska ha precisado que se destinarán 275 millones de euros a comisarías, otros 275 a cuarteles y 50 millones adicionales a obras en otras instalaciones dependientes de la Secretaría de Estado de Seguridad.

El ministro ha afirmado que una de las prioridades de la política del Gobierno es garantizar la seguridad y la cohesión territorial en el mundo rural, ámbito en el que «la Guardia Civil es una institución fundamental». Además, ha señalado que el plan acordado hoy dignifica las condiciones de trabajo de los funcionarios dependientes de su Departamento y mejora la atención a los ciudadanos. «Para este Gobierno, el gasto en seguridad es también gasto social, pues solo con seguridad se pueden desarrollar los derechos y libertades de los ciudadanos», ha dicho.

Mejora de los centros penitenciario

 

El Gobierno también ha aprobado una revisión del Plan de Amortización y Creación de Centros Penitenciarios para adaptarlos a sus necesidades actuales. La medida implica la rehabilitación integral del Centro Penitenciario de El Dueso (Cantabria) y la reforma parcial de otros 53 centros.

El titular de Interior ha concretado que se reformarán 11 centros de inserción social para el cumplimiento del régimen abierto y se crearán tres nuevas unidades de custodia hospitalaria en Ourense, Sevilla y Toledo.

El Plan supone además un impulso para la construcción del Centro Penitenciario Norte III en San Sebastián, que sustituirá a la prisión de Martutene.

El ministro ha afirmado que estas iniciativas mejorarán las dependencias en las que trabajan los funcionarios de prisiones, a los que ha agradecido su trabajo y profesionalidad.

 

Reforma de los Centros de Internamiento de Extranjeros

 

El Plan para la mejora de las instalaciones de los Centros de Internamiento de Extranjeros supone la reforma integral de los ocho centros existentes e incluye la construcción de un nuevo centro en Algeciras. La inversión prevista es de 33.627.379 euros a ejecutar en tres años.

Grande-Marlaska ha resaltado que se trata de «un plan urgente de actuación» para aproximar los centros a los requerimientos legales y humanitarios. El Gobierno, ha añadido, desarrollará un nuevo modelo de centro que recoge los planteamientos requeridos por diferentes organismos y entidades en materia de derechos humanos: «Sin menoscabo de la seguridad de la que deben disponer estas instalaciones, el nuevo modelo permitirá una mejora sustancial de la calidad de vida de las personas en ellos ingresadas».
Modernización de las fronteras de Ceuta y Melilla

El Consejo de Ministros ha aprobado medidas para reforzar y modernizar el sistema de protección fronteriza terrestre en las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla mediante elementos tecnológicos inteligentes que no resulten lesivos para las personas.

Fernando Grande-Marlaska ha reiterado que el objetivo del Gobierno es incrementar la prevención contra la inmigración irregular, mejorar la eficiencia y la seguridad de los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, con pleno respeto a los derechos de los migrantes.

En este sentido, el ministro ha señalado que se sustituirán las concertinas para garantizar la seguridad de la frontera a través de medios menos cruentos. Asimismo, se mejorará y ampliará el circuito cerrado de televisión y las infraestructuras de seguridad en los perímetros fronterizos de Ceuta y Melilla. También se modernizarán los puestos fronterizos de Beni Enzar, en Melilla, y de El Tarajal, en Ceuta, que contarán con sistemas de reconocimiento facial.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar