La Xunta se plantea generar 3.000 empleos hasta 2021

El presidente del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo, destacó  en la rueda de prensa del Consello, la puesta en marcha de la primera Estrategia gallega de economía social que, con un presupuestos global de 73 millones de euros, impulsará un total de 25 medidas hasta 2021, con el objetivo de generar 3.000 empleos y crear 300 nuevas entidades en este ámbito.

Se trata de una iniciativa consensuada con el sector para crear nuevas oportunidades de negocio en empresas que están enfocadas a las personas y que cuentan con una mayor cohesión territorial y social.

En concreto, esta estrategia está dirigida, principalmente, a las cooperativas, a las sociedades laborales, a los centros especiales de empleo y a las empresas de inserción laboral. En total, 3.000 entidades que generan cerca de 14.500 empleos y que cuentan con un volumen de negocio próximo a los 3.000 millones de euros.

Durante su intervención, Feijóo precisó que el objetivo final de la nueva Estrategia Gallega de Economía Social será incrementar en un 10% las entidades de economía social, llegando a las 3.300; aumentar en un 20% los empleos, hasta los cerca de 17.500; potenciar la presencia femenina en estas entidades, consiguiendo el 50% de mujeres promotoras en las noticias cooperativas y sociedades laborales; y reducir a la mitad el tiempo de constitución de estas entidades, favoreciendo el procedimiento electrónico y mejorando la organización de los registros.

Por otra parte, y entre los retos a los que se enfrenta esta hoja de ruta, destacó lo de sumar capacidades, para lo cuál se destinarán 24 millones de euros. En este sentido, se impulsarán iniciativas como: un programa de fomento de la economía social entre el alumnado universitario y de formación profesional; la creación de cooperativas escolares entre los estudiantes de Primaria y Secundaria para que conozcan este sector y sus valores; o la aprobación de incentivos al emprendimiento para las empresas de nueva creación basadas en la tecnología y en la economía colaborativa y circular. Además, se reforzarán las iniciativas de formación como los laboratorios cooperativos.

Al segundo reto, para sumar sostenibilidad, se destinará una aportación de 46,5 millones de euros. El presidente de la Xunta resaltó que se fomentarán proyectos de innovación; se facilitará la internacionalización; se buscarán nuevos mecanismos de financiación; se promoverá la producción responsable; se actualizará el marco normativo y se favorecerá el acceso a la contratación pública.

En este sentido, como novedad, se apoyarán los procesos de cooperación e integración empresarial para que estas entidades ganen en competitividad; se adecuará la normativa gallega en el ámbito de las cooperativas, centros especiales de empleo y empresas de inserción a las necesidades actuales; se modernizarán los registros de estas empresas para facilitarles los trámites y mejorar la recopilación de información; se impulsarán programas de financiación, como el del Fondo de Economía Social de XesGalicia; y se apoyará a las entidades que promueven la inserción laboral de las personas con discapacidad o en riesgo de exclusión.

Por último, y con el objetivo de sumar identidad, se invertirán 2,5 millones de euros para desarrollar medidas encaminadas a mejorar la visibilidad y el conocimiento de estas entidades, entre las que destacan: la publicación de un catálogo de la economía social donde se analizará el sector; nuevas campañas de difusión; la activación del Consejo Gallego de Economía Social; y la dinamización de la Red Eusumo.