La ministra de Trabajo admite que le han “colado un gol” con el sindicato de trabajadoras sexuales

La ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, Magdalena Valerio, ha admitido en el Congreso que la autorización por parte de su ministerio de la constitución de la Organización de Trabajadoras Sexuales, que actúa como un sindicato de prostitutas de Barcelona, es un “gol por la escuadra” que le han “colado”. Se mostró muy disgustada y anunció que la Abogacía del Estado estudia cómo impugnar los estatutos de la organización, autorizada por el BOE el pasado 4 de agosto.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, consideró que se trata de “un mero acto administrativo que no tenía errores de forma, pero sí de fondo”. A través de un mensaje de Twitter, aseguró que su Gobierno es “partidario de la abolición de la prostitución” y que “no dará respaldo a ninguna organización donde se recoja una actividad ilícita”.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar