Barcelona:Miles de personas se manifiestan por la libertad de los presos independentistas

Miles de personas -110.000 según la Guardia Urbana, 200.000 según los organizadores- se manifestaron  en Barcelona para pedir la puesta en libertad de los presos independentistas encarcelados y el regreso de los políticos huidos al extranjero. Bajo el lema Ni prisión ni exilio, os queremos en casa, la manifestación convocada por la ANC, Òmnium Cultural y la Asociación Catalana de Derechos Civiles, discurrió sin incidentes por las calles céntricas de Barcelona, hasta concluir frente a la antigua cárcel Modelo, que previamente había sido tomada por miembros de los Comités de Defensa de la República. Los presidentes de la Generalitat y el Parlament, Quim Torra y Roger Torrent, respectivamente, encabezaban la marcha, junto a una nutrida representación de la cúpula de los partidos políticos independentistas. La marcha concluyó con la lectura de cartas enviadas por los presos soberanistas encarcelados, y la intervención de los dirigentes de las asociaciones convocantes.

En declaraciones a los medios, Quim Torra exigió la libertad de los “presos políticos” ante la “indecencia” de la justicia española, tras denunciar “el relato ficticio con el que el Estado ha estado construyendo una rebelión que no existió y que saltó por los aires el pasado jueves”. “Estamos aquí otra vez y saldremos las veces que hagan falta para reclamar una y otra vez que nuestros presos políticos estén libres, que nuestros exiliados vuelvan a casa y que el derecho de autodeterminación de Cataluña no sea criminalizado”, señaló.

En la misma línea, el portavoz de JxCat, Eduard Pujol, reclamó la libertad de los presos, ahora de manera “más contundente, tras el bofetón sonoro de la justicia alemana al juez Pablo Llarena”. La coordinadora del PDeCAT, Marta Pascal, dijo que “queda claro que el relato de la Justicia española se ha deshecho como un terrón de azúcar”, coincidiendo con la portavoz de ERC, Marta Vilalta, que denunció “cómo cae el relato ficticio creado por Llarena”. La portavoz de los comunes, Elisenda Alamany, que también se sumó a la convocatoria, pidió al Gobierno que “haga los deberes” y “emplace a la Fiscalía a retirar unas acusaciones que ya no se sostienen”. Finalmente, la diputada de la CUP Maria Sirvent reclamó recordar que “el objetivo político” por el que los dirigentes independentistas han sido “represaliados” es “el ejercicio del derecho a la autodeterminación y el ejercicio irrenunciable de la independencia”.

 

ICETA, ARRIMADAS, ALBIOL

 

El líder del PSC, Miquel Iceta, elogió ayer que Gobierno de Pedro Sánchez “arriesgue” para resolver el problema de Cataluña e instó a la Generalitat a elegir entre la “baraja del acuerdo o de la ruptura”, tras pedir al independentismo que “no supedite” la política a procesos judiciales. En su discurso ante el Consejo Nacional del PSC, Iceta apostó por resolver los conflictos mediante el diálogo, pero “sin ingenuidad”, un reto ante el que los socialistas “no se asustan”, porque son capaces de “arriesgar en beneficio del bien común”.

Inés Arrimadas, líder de Ciudadanos en Cataluña, por su parte, reclamó ayer en Canet de Mar la reconstrucción de la “convivencia” en Cataluña, rota, según ella, por el Govern y los partidos independentistas. La comitiva de Cs, que no recibió permiso municipal para hacer un acto en esta localidad barcelonesa, respondió a los abucheos de un grupo de vecinos con gritos de “libertad, libertad”.

El presidente del PP catalán, Xavier García Albiol, finalmente, afeó ayer al Gobierno de Pedro Sánchez sus “gestos” ante el independentismo y los presos soberanistas. “No me preocupa tanto la reacción de la justicia como la debilidad que está mostrando el Gobierno de España”, afirmó en una entrevista emitida por TV3

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar