Por un plan de transporte público

El presidente del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo, destacó el inicio de la tramitación del Plan de Transporte Público que permitirá que nuestra Comunidad arranque 2020 con todas las líneas modernizadas y adaptadas a las necesidades de los ciudadanos. “Galicia será así a 1ª Comunidad Autónoma que cumpla la normativa europea de licitar todas las líneas de transporte público por carretera”, dice.

Feijóo precisó también que a lo largo de este proceso, todos los colectivos o particulares interesados podrán aportar sus recomendaciones, sugerencias y propuestas para mejorar el plan, cuyas líneas estratégicas son: facilitar la movilidad de las personas en términos de igualdad, seguridad, calidad, eficiencia social y sostenibilidad económico-financiera y ambiental; fomentar el uso del transporte público, armonizando oferta y demanda, mejorando y extendiendo las líneas y modernizando el servicio; e impulsar la intermodalidad, de manera que el transporte público se refuerce cómo alternativa al transporte particular.

El presidente de la Xunta aseveró que en estas líneas queda patente la orientación social de esta iniciativa, que se plasma en otros proyectos ya en marcha como: la Tarjeta Xente Nova, que ofrece viajes metropolitanos gratuitos a los menores de 19 años; los descuentos al transporte de familias numerosas; y, con respecto al personal de transporte, la apuesta por la subrogación de los trabajadores y por la mejora de su formación.

Asimismo, esta estrategia ayudará a definir los proyectos de explotación de cada una de las concesiones, que se diseñarán en función de los estudios de campo que van a realizar. Y, una vez definidos, estos proyectos de explotación volverán a ser sometidos a la información pública, para que los colectivos interesados puedan presentar aportaciones ya más al detalle.

“De este modo, serán los profesionales y los usuarios quien definan las líneas de transporte, en lo respectivo a los itinerarios, las frecuencias, el número de expediciones y los horarios”, explicó, a lo que añadió que, además, se seguirá apostando por el transporte compartido (escolar-común) y por el transporte la demanda en los casos en los que sea necesario, con la finalidad de que no quede ningún viajero sin transporte, pero tampoco ningún transporte sin viajeros.

El cronograma de los próximos pasos a seguir para la aprobación del Plan de transporte público de Galicia será el siguiente: de manera inminente se someterá a información pública el documento base del plan; en el segundo semestre de este año, se iniciarán los trabajos de campo para rediseñar el mapa de concesiones; y, entre finales de 2018 y el primer trimestre de 2019 se redactarán y someterán la información pública los proyectos de explotación.

Posteriormente, se estudiarán los alegatos a estos proyectos; en verano de 2019 se licitarán las nuevas concesiones, algo que se prevé que se haga por lotes y limitando el número máximo de concesiones por empresa, para preservar el tejido empresarial del transporte; y, en torno a diciembre de 2019 entrarán en funcionamiento los nuevos servicios.

Sobre este punto, Feijóo precisó que estas dos últimas fases se adelantarán en el caso de los contratos adjudicados en agosto de 2017. Estos contratos, que tienen una vigencia máxima de dos años, serán licitados en el segundo trimestre de 2019 y comenzarán a prestar servicio en torno al mes de agosto.

“En definitiva, un plan de transporte moderno y acomodado a la realidad de su uso, con un documento positivo para los trabajadores, para los usuarios y para toda Galicia: para los cerca de 5.000 trabajadores del sector, porque blinda las cláusulas sociales pactadas el año pasado con los sindicatos UGT y CCOO; para los usuarios, porque además de la mejora de las líneas, se renueva una flota de entre 2.500 y 3.000 autobuses; y para Galicia, porque supone avanzar en la vertebración del territorio”, concluyó, el titular de la Xunta.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar