Las 24 uvas

 

Por primera vez en mi vida sentí la sensación de saltar de un año a otro en dos ocasiones y acompañado de 24 uvas de la suerte. La primera con el horario español, y la segunda con el del Reino Unido.

Me encuentro en la tierra donde triunfó el Brexit visitando a mis hijos y nietos para esperar la llegada de los Reyes Magos, cargados de juguetes para los más pequeños de la casa y con billeteros, pañuelos, pijamas y demás prendas de uso diario para los mayores y, para los que tengan mejor fortuna, un nuevo móvil o una tablet.

Espero que el atracón de 24 uvas y los correspondientes sorbos al champagne francés -por estos lares solo hay cava catalán-, me deparen unos meses en los que pueda ver la cordura de esos políticos que nos están llevando a la destrucción del Estado y a la total ruina económica.

La libreta de los políticos

Famosas son las libretas que utilizan los políticos para apuntar y anotar lo que les va ocurriendo durante el tiempo que ejercen el cargo público. De entre las que se tengan conocimiento destacan las de Felipe González, José María Aznar y Mariano Rajoy. De Zapatero nada se sabe si sus vivencias las tiene por escrito y a buen recaudo.

Traigo a colación las libretas puesto que un compañero de profesión que ejerce en Cataluña me habló recientemente de la que tiene Carles Puigdemont y en la que va apuntando todo lo que le ocurrió durante sus largos y tendenciosos dos años de mandato al frente de la Generalitat. Se dice que en sus escritos no deja títere con cabeza y que refleja todas las discrepancias, disputas, riñas y demás desacuerdos mantenidos con su exvicepresidente Oriol Junqueras.

También me dicen que en la libreta refleja paso por paso la huida de España para no ser llevado a una nueva residencia con rejas. Una huida que al parecer se produjo 24 horas antes de lo previsto, dejando a los del grupo de Oriol en tierra de nadie.

Supongo que Carles Puigdemont va a tener mucho tiempo para seguir escribiendo en el momento que sea ingresado en prisión. Las hojas en blanco le serán de buena compañía en ese viaje que tendrá que hacer cuando deje de ser prófugo de la Justicia. Una compañía que otros suplen con la oración…

Los euros de los pensionistasUn año más la clase de los jubilados, entre la que me encuentro, iniciamos el nuevo año con la satisfacción de ver como nuestras pensiones son revalorizadas con gran alaraca por parte del Gobierno…

Se trata de un aumento insignificante que en el mejor de los casos llega a ser de seis euros. Si, seis euros para un pensionista que sufre en su bolsillo los avatares del aumento de los precios sin que pueda hacerles frente. Y lo peor es que esos euros para alguno pueden significar también una mayor retención. Como se suele decir: lo comido por lo servido. O, lo que es lo mismo, un nuevo escalón hacia abajo en el poder adquisitivo.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar