La Xunta reducirá el tiempo de pago a proveedores a la mitad

El vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, afirmó que el Gobierno gallego va a seguir trabajando por que Galicia sea una de las comunidades de régimen común que paga con mayor agilidad a sus proveedores y cumplirá el objetivo de reducir el tiempo de pago a un promedio de diez días, es decir, la mitad de lo que lo hizo el pasado año.

Como recordó el vicepresidente de la Xunta, en la actualidad Galicia es la tercera comunidad de régimen común que paga con mayor agilidad a sus proveedores y el período medio de pago en 2016 bajó a los 21 días. Esto significa que la Administración autonómica atiende con normalidad sus 17.600 proveedores, con los que sólo el año pasado abonó más de 609.000 facturas por importe de 3.054 millones de euros.

Según Rueda, esto permite cumplir con tres objetivos: atender a aquellos que más liquidez necesitan, priorizando a los pequeños proveedores, empresarios autónomos, pequeñas y medianas empresas y entidades sociales; agilizar al máximo el tiempo de pago; y seguir apostando por la factura electrónica, en cuya implantación la Xunta fue pionera.

Con respecto a esto, el vicepresidente de la Xunta hizo hincapié en que en 2016 el 78% de las facturas se recibieron a través del sistema electrónico, más del doble que el año anterior. No en vano, los proveedores registrados en el sistema de facturación electrónica se multiplicaron por 8 desde el año 2010, pasando de ser 2.196 a los 17.618.

Rueda aseguró que, pese a que el Gobierno gallego puede sentirse satisfecho de estar pagando a sus proveedores a un nivel razonable, no se conforma y quiere seguir esforzándose en este campo. Así, introducirá mejoras en el sistema de pago como la agilización de la tramitación interna de las facturas; la puesta en marcha de un sistema de alertas; el rechazo inmediato de las facturas incorrectas; o la simplificación de los informes de seguimiento.

En definitiva, Galicia quiere seguir estando entre las comunidades que mejor pagan a sus proveedores y hacerlo en un promedio de diez días, compatibilizándolo con el control del déficit y con el mantenimiento de los servicios públicos.


© 2011 Galega de Comunicación e Información, S.L.U. - Aviso legal - Contacto