PSOE y Ciudadanos acercan posiciones

PSOE y Ciudadanos han acercado posiciones en sus negociaciones sobre un programa de gobierno. En concreto, ayer llegaron a un acuerdo para que los cargos públicos investigados por corrupción sean cesados. Si no fuera posible, por ser cargos electos, se les pedirá que entreguen su acta y, si se niegan, se les expulsará del partido. Tras la reunión de los equipos negociadores de ambas formaciones, constataron “avances importantes” en materia de regeneración democrática e institucional, lucha contra la corrupción, políticas sociales y económicas, si bien persisten escollos en el ámbito fiscal, laboral y educación.

El compromiso político sobre los investigados se incluiría en un pacto político que PSOE y C’s abrirían a otros partidos. El acuerdo establece que los investigados por corrupción no podrán ser incluidos en listas electorales ni en cargos públicos. Asimismo, han “avanzado” en la necesidad de limitar el aforamiento de diputados y senadores “únicamente a sus funciones políticas” y en que todos los casos de corrupción queden fuera de la protección de esa figura. También quieren prohibir por ley que el Gobierno indulte a personas condenadas por corrupción política, delitos contra los derechos humanos o violencia contra la mujer.

El vicesecretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas, reconoció que ha habido “avances” en algunos puntos, pero constató que aún existen obstáculos en las negociaciones. Villegas dijo que en los próximos días seguirán hablando con el objetivo de “intentar” alcanzar un “acuerdo definitivo”. Subrayó que el pacto tiene que ser “global”, y que de no producirse de poco servirán los “acuerdos parciales”. El diputado de Ciudadanos explicó que las principales discrepancias se encuentran en materia laboral y fiscal y en educación. Asimismo, Villegas indicó que Ciudadanos reclama pinchar la “burbuja política” y suprimir las diputaciones y el Senado, aspectos que el PSOE no comparte. De momento, Ciudadanos no contempla votar a favor de la investidura de Pedro Sánchez, e insiste en abstenerse.

Por su parte, el portavoz del PSOE en el Congreso, Antonio Hernando, dijo que su partido espera llegar a un acuerdo definitivo con Ciudadanos el lunes o el martes que viene, y expresó su confianza en que este partido acabe dando el ‘sí’ a Pedro Sánchez. En rueda de prensa tras la reunión de los equipos negociadores, Hernando resaltó que “ninguna de las diferencias es insuperable”.

Por otro lado, el vicesecretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas, dijo que no cree que el presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, se pueda postular como candidato si Sánchez no saca adelante su investidura. Villegas puso en duda de que Rajoy pueda sumar los apoyos que no tenía cuando declinó el encargo del Rey. Es más, dijo que lo único que habrá cambiado cuando llegue la sesión de investidura es que “le habrán estallado dos o tres casos más de corrupción”. No obstante, subrayó que para que el acuerdo con el PSOE tenga recorrido, en el caso de que finalmente se llegue a un acuerdo, habrá que contar con la participación del PP para afrontar las reformas relevantes que necesita el país.

Desde el PP, el portavoz adjunto en el Congreso, Carlos Rojas, criticó que Ciudadanos “siga empeñado” en salvar “a toda costa” al perdedor Pedro Sánchez, cuando es el líder del partido que tiene “mayores casos de corrupción en toda España”. Rojas pidió a Ciudadanos que se centre en explicar su apoyo a los socialistas en Andalucía. Por su parte, el portavoz parlamentario del PP, Rafael Hernando, consideró que “con 130 escaños no se va a ningún sitio”.

EL ECONOMISTA dice que cada vez hay más voces en el PP que defienden la abstención en la sesión de investidura de Sánchez si los socialistas y el partido de Albert Rivera llegan a un acuerdo. Entre quienes abanderan esta opción, según este diario, se encuentran el expresidente del Gobierno José María Aznar y la expresidenta del PP de Madrid Esperanza Aguirre. Los defensores de la abstención esgrimen la razón de Estado e impedir que Podemos llegue al Gobierno. En este sentido, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, aseguró ayer que, “personalmente”, prefiere, “sin lugar a dudas” que “gobierne hipotéticamente el PSOE con Ciudadanos a que lo haga el PSOE con Podemos”.

LA SITUACIÓN DE RAJOY

 

Según EL MUNDO, Rajoy se muestra “decidido a resistir” las presiones de un pacto entre PSOE y Ciudadanos. El diario añade que el candidato del PP “descarta” facilitar un Gobierno “del segundo apoyado por el cuarto”, y añade que espera una investidura fallida para tomar la iniciativa y negociar.

Por su parte, LA RAZÓN titula: “Rajoy decide sobre su futuro”. Según este diario “sopesa mantenerse como líder de la oposición si hay un gobierno formado por PSOE y Podemos”. Por el contrario, un pacto de los socialistas con Ciudadanos “limitaría su margen de maniobra”. En cualquier caso, en el PP consideran que si el presidente “quiere seguir, lo hará” y que será él quien valore “si da un paso atrás”.

Mientras, el expresidente del Gobierno Felipe González consideró “una buena aproximación” los acuerdos entre el PSOE y Ciudadanos, y reclamó al PP que dé “un paso hacia delante” y sea “generoso” para facilitar la formación de un nuevo Ejecutivo.

Desde otra perspectiva, el dirigente de Izquierda Unida Alberto Garzón dijo que sería “una mala noticia” que no hubiera un acuerdo entre los partidos de izquierda. Añadió que le resulta “incómodo” que Ciudadanos “esté llegando a un acuerdo con el PSOE”, porque, en su opinión, la formación de Albert Rivera lleva en su programa elementos que “son nocivos y regresivos para las clases populares”.

Las negociaciones entre PSOE y Ciudadanos aparecen en las primeras de todos los diarios. EL PAÍS destaca que “Rivera se resiste a entrar en un Gobierno del PSOE”. ABC resalta que “Rivera sella acuerdos puntuales con Sánchez, pero insiste en la abstención”. LA VANGUARDIA apunta que “el PSOE cierra con C’s sus primeros acuerdos y presiona a Podemos”. Por su parte, EL PERIÓDICO señala que “PSOE y C’s ‘avanzan’ pero lejos del ‘pacto global'”. Según EL MUNDO “C’s pacta con el PSOE contra la corrupción y se aleja de Rajoy”. Mientras, LA RAZÓN subraya que “Sánchez deberá expulsar a su candidato a la Xunta y al presidente de la FEMP si pacta con C’s”.

IGLESIAS ADVIERTE A SÁNCHEZ SOBRE LA “PREPOTENCIA”

 

 

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, advirtió ayer al secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, de que la “prepotencia” y la “arrogancia” son una “mala política” si lo que se quiere es un gobierno de coalición. Iglesias dijo que sería “decepcionante” que el PSOE cerrara un pacto con Ciudadanos y el PP. Insistió en que “se va a dejar la piel” y va a trabajar “hasta el último minuto” para llegar a un acuerdo que permita un gobierno de izquierdas con el PSOE e IU, y añadió que ha llegado el momento de “bajar el tono” porque, a su juicio, los votantes de ambos partidos no desean que se traten “mal” sino verlos dialogando.

Desde el PSOE, el portavoz en el Congreso, Antonio Hernando, dijo que en las próximas horas darán respuesta al documento presentado por Pablo Iglesias. “A más tardar, se lo enviaremos el viernes”, indicó. Mientras, el portavoz socialista en el Senado, Óscar López, calificó de “involución democrática” la pretensión de Iglesias de que el Gobierno tenga el “control” del CNI, la Policía, los jueces, los fiscales y la televisión pública.

Precisamente, Podemos ha rectificado su propuesta en lo que respecta a jueces fiscales. Desaparece la exigencia de “compromiso con el proyecto de cambio que deberán liderar”, que figuraba en el primer texto, y se sustituye por elecciones que se sustenten en “criterios de mérito y capacidad”.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar