La prensa informa y editorializa sobre el encargo a Sánchez

 

La decisión de Felipe VI de proponer al líder socialista, Pedro Sánchez, que asuma su debate de investidura acapara todas las primeras y las páginas centrales de la información nacional en los diarios. Asimismo, reflejan la decisión de Rajoy de no renunciar a su candidatura a la espera de acontecimientos y los reproches de Iglesias a Sánchez.

EL PAÍS destaca que “el Rey encarga a Sánchez que trate de forjar una mayoría de gobierno”. Respecto a Rajoy, señala que el líder del PP “frena su candidatura a la espera de un fracaso socialista”. EL MUNDO dice que “Sánchez inicia una negociación a la desesperada para ser presidente”. Según este diario, el líder socialista “busca un imposible”, y apunta que “Sánchez prefiere el apoyo de Ciudadanos y la abstención de Podemos”, pero que se encuentra con el rechazo de Iglesias. Asimismo, este diario refleja que “Rajoy se reserva a la espera de que Sánchez coseche un fracaso”.

ABC considera que “Sánchez acepta buscar la fórmula para el primer gobierno de perdedores”. Sobre el gobierno “del cambio” que pretende Sánchez, el diario cree que es “la cuadratura del círculo”. Por su parte, LA RAZÓN entiende que “Pedro Sánchez intenta un gobierno imposible para salvar su liderazgo”, y subraya que el líder socialista se da un mes de plazo para formar gobierno con 90 diputados”. Sobre Rajoy, señala que “deja paso a Sánchez confiando en que no pueda formar gobierno”.

“La hora de Sánchez”, titula en su primera EL PERIÓDICO. En línea con anteriores diarios, destaca que “Rajoy aguarda en el banquillo un traspié del líder socialista”. En este sentido, LA VANGUARDIA, que titula “Sánchez recibe el encargo”, apunta que “Rajoy mantiene su candidatura con la esperanza de que el PSOE fracase”. Para CINCO DÍAS, “Sánchez inicia el difícil reto de formar un Gobierno ‘transversal'”. Mientras, EL ECONOMISTA titula: “Sánchez acepta el reto y abre consultas para formar Gobierno antes de un mes”.

 

LOS EDITORIALES

 

EL PAÍS: EL PASO AL FRENTE DE SÁNCHEZ POSIBILITA UNA INVESTIDURA QUE RAJOY IMPEDÍA

“La decisión real de proponer a Pedro Sánchez como candidato a jefe del Gobierno acaba con el bloqueo de los vetos cruzados entre los dirigentes de las diversas formaciones”. “Es muy positivo que el líder socialista haya dado el paso de ofrecerse para desbloquear la situación”, y “hay que elogiar la actuación del Rey, que ha cumplido de forma impecable, pese a los obstáculos que le ha puesto el PP, con su obligación constitucional de impulsar un proceso de investidura. Lo lógico es que Mariano Rajoy hubiera dado ese paso como cabeza de la fuerza más votada”. “Rajoy responsabiliza al líder del PSOE de su propia situación, por considerar indispensable el concurso de los socialistas en el proyecto tripartito PP-PSOE-Ciudadanos que él defiende”. Rajoy gobierna un partido “que se encuentra afectado por graves casos de corrupción, lo cual representa un hándicap importante a la hora de reclamar apoyos externos”, y, además, “no se ha ocupado de crear la suficiente confianza personal como para sostener buenas relaciones con los dirigentes de las fuerzas a las que requiere para pactar”.

A Sánchez le tocará “explorar la búsqueda de apoyos de Podemos y Ciudadanos, “sabiendo que ambas se consideran incompatibles entre sí”. También es preciso que hable con el PP, un partido “imprescindible para avanzar en la reforma constitucional que se necesita”. “Tras el encargo del Rey, las posibilidades de Rajoy se limitan a esperar el fracaso de Sánchez; bien para volver a plantear su candidatura una vez quemada la alternativa, bien para intentarlo de nuevo en unas hipotéticas elecciones”.

EL MUNDO: SÁNCHEZ NO DEBE CRUZAR LAS LÍNEAS ROJAS PARA SER PRESIDENTE

El Rey ha actuado “correctamente”. Su decisión “tiene la virtualidad de desbloquear un proceso que estaba atascado”. Pedro Sánchez dijo que va a hablar con todas las fuerzas políticas y que abrirá un diálogo inmediato con Podemos y Ciudadanos. Pero Iglesias y Rivera se niegan a un acuerdo para gobernar en el que estén juntos y Rajoy dijo que el PP votará no a un pacto entre PSOE y Ciudadanos. Por tanto, “la única opción realista” que le queda a Sánchez es intentar formar un Gobierno con PSOE, Podemos, IU y PNV, y el apoyo o abstención de ERC y Democràcia i Llibertat. “A Sánchez se le plantea el gran reto de llegar a un acuerdo con todas esas fuerzas sin cruzar las líneas rojas que le ha marcado su partido y que él mismo ha asumido, entre las que figuran no sólo la unidad de España sino también la estabilidad de la economía y el compromiso en la lucha contra el terrorismo”. El acuerdo entre PSOE, PP y Ciudadanos “sigue siendo posible y deseable, pero Rajoy y Sánchez deberían renunciar a ser candidatos para presidirlo, ya que su animadversión personal roza lo patológico”. Ahora le toca a Pedro Sánchez intentar no defraudar las expectativas que ha suscitado su decisión”. “Pero también hay que decir que Sánchez sería un irresponsable si para gobernar cruza esas líneas rojas que pondrían en peligro la unidad y el bienestar social”.

ABC: SÁNCHEZ SE LANZA DECIDIDO AL VACÍO

“Rajoy no cuenta con mayoría para ser investido y sigue pensando que quien dice tenerla, Pedro Sánchez, es el que ha de asumir la responsabilidad de demostrarlo. No solo eso, Sánchez tiene que justificar cómo y con quiénes va a impedir que el partido que ha ganado las elecciones sea el que forme, solo o con otros, el Ejecutivo de la nación”. “Sánchez se conforma con el protagonismo político que ha asumido ante la decisión de Rajoy, al margen de cuál sea el resultado de sus negociaciones. Pero ese protagonismo va a acentuar aún más las carencias del líder socialista, a quien le faltan tanto votos para liderar un pacto sin condiciones leoninas con la extrema izquierda como confianza de sus compañeros de partido para lanzarse a la aventura de unas negociaciones que en este momento son castillos en el aire. El entreguismo de Sánchez a Podemos es una irresponsabilidad con España, porque representaría un proyecto político y económico inviable en el contexto europeo e incompatible con una democracia liberal avanzada como la española. El pacto con Ciudadanos sin contar con el PP sería una simple trampa para forzar a los populares a votar en contra y presentarlos como responsables de unas nuevas elecciones”.

LA VANGUARDIA: SÁNCHEZ, LLAMADO A FORMAR GOBIERNO

“La decisión del Rey de confiar a Sánchez la formación de gobierno no sólo es de todo punto legítima, sino que además, vista la coyuntura, resulta muy plausible”. “Desbloquea un proceso político empantanado”. “No lo va a tener fácil Pedro Sánchez para conseguir los apoyos” que necesita, pero “tal cosa no debe descartarse” ya que aunque hay serias discrepancias entre los partidos, incluso entre los que podrían llegar a acuerdos”, también “han reconocido todos ellos puntos de coincidencia en cuestiones que cabe considerar centrales”. “Es verdad que el Parlamento refleja una inédita fragmentación. Pero, aun así, España necesita un gobierno sensato y viable. Y corresponde al candidato llamado a formarlo, y a las fuerzas que deben asistirle, emplearse a fondo con ese objetivo”.

EL PERIÓDICO: EL TURNO DE SÁNCHEZ

“Pese a lo difícil de la empresa, Sánchez tiene todo el derecho a tratar de buscar una mayoría de progreso y de regeneración”. “Por primera vez hay un candidato, y por lo tanto alguien que tome la iniciativa”. “No sabemos cómo va actuar el PP en los próximos días o semanas ante los pasos que dé Sánchez, pero se equivocaría si tratara de deslegitimar al líder socialista, cuando Rajoy ha evitado asumir la responsabilidad que le daba ser el líder del partido más votado”. “Solo queda esperar, ahora que los procedimientos se han puesto en marcha, que los partidos muestren la capacidad de diálogo que el resultado de las urnas exige”.

LA RAZÓN: EL PACTO DE PERDEDORES DEL PSOE

La gran incógnita es con quiénes va a pactar el PSOE para alcanzar La Moncloa. Pedro Sánchez dijo ayer que aceptaba formar gobierno para ‘sacar de esta situación de bloqueo a la democracia española y a las instituciones’. “El tremendismo es el arte de la exageración y del sensacionalismo con fines de ocultar las propias carencias. Ni las instituciones sufren bloqueo alguno y, ni mucho menos, la democracia española está siendo sometida a una presión inaceptable”. “La elección de Sánchez no responde a un momento de grave crisis, sino a la necesidad del candidato de llegar a La Moncloa como única manera de sobrevivir políticamente”. “Tiene todo el derecho a formar gobierno, pero debe decir que, si su acuerdo se sustenta sólo en Podemos, deberá aceptar el apoyo de los que quieren romper nuestro orden constitucional y territorial”. Y si busca el acuerdo con Ciudadanos, “no debería olvidar que se encontrará con la negativa del PP”. “Sánchez no puede pedir que Rajoy se sume al acuerdo, cuando ha evitado el diálogo y le ha culpabilizado poco menos de ser el padre del bipartidismo español”. “Hablar de un pacto entre PP, PSOE y Ciudadanos nunca ha sido una utopía”. “Que es difícil es evidente pero, si cuenta con los agentes necesarios, puede salir adelante”. “Rajoy la tiene y Rivera también. Ha sido Sánchez quien desde el principio ha estado en contra de esta coalición”. “Gobernar en contra del PP es bloquear legislativamente la vida parlamentaria española”.

CINCO DÍAS: CUENTA ATRÁS PARA SOLUCIONAR LA CRISIS POLÍTICA

“Si Sánchez se pone manos a la obra, debe tener muy en cuenta que la apuesta de Pablo Iglesias es muy exigente en contenidos y en cotas de poder e imposible de cuadrar si no hubiese paridad plena en el Consejo. Y debe medir muy bien cada trecho que ceda a Podemos, porque será irrecuperable para un PSOE que está profundamente dividido sobre la posibilidad de gobernar con 90 escaños y coaligado con Iglesias. Si se trata de una etapa a quemar, que esa sensación da, que se haga cuanto antes. La economía y sus afectados, los ciudadanos, no pueden esperar”.

 

 

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar