Resistencia Galega amenaza a sus presos para evitar las deserciones

Material explosivo de gran potencia
Material explosivo de gran potencia

   El grupo terrorista Resistencia Galega no quiere más deserciones en su colectivo de presos y por eso ha subido el tono y ha recurrido directamente a las amenazas para frenar el goteo de «deslealtades». «Exigimos lealtad y firmeza con nuestro colectivo, lo resumiremos en una frase clarificadora: dentro del colectivo todo, fuera del colectivo nada», dice entre otras advertencias el último comunicado del grupo al que ha tenido acceso Europa Press.

El texto lleva la firma del Colectivo de Presos Independentistas Galegos (CPIG) –su equivalente al EPPK de ETA– y lleva la fecha del pasado 17 de abril «día internacional de apoyo a los presos y presas políticas». «Desde el respeto y la hermandad, todo se puede hablar, proponer y valorar; desde el individualismo, ninguno debe esperar nada de la Galiza patriota y solidaria», enfatizan.

De este modo Resistencia Galega pretende frenar el goteo de deserciones, una realidad presente ya en cerca de un cuarto colectivo de presos terroristas gallegos durante los últimos diez años, según admite el propio comunicado. «Dieciocho militantes fuimos encarcelados y encarceladas», dice y añade que «cuatro optaron por salidas individuales y desleales a la lucha colectiva».

«La elección individual, además de lo que supone para la presa o preso que ensaya esa falsa salida, refuerza la política penitenciaria de castigo que continúan sufriendo las y los militantes del colectivo y no puede generar más que la firme oposición del CPIG y del movimiento popular», insiste el comunicado en el que admiten el «daño» que, en este sentido, les ha hecho la política penitenciaria del Estado.

ADMITEN EL «DAÑO» SUFRIDO

«No podemos dejar de reconocer que la política penitenciaria española, caracterizada por el chantaje y la separación de nuestro espacio social y político, fue capaz de hacernos daño, provocando la derrota y claudicación de algunos presos», reconoce el colectivo de presos de Resistencia Galega. Pese a ello, se muestran convencidos de que «continuarán obteniendo mejoras y avances» y aproximándose «a los objetivos de traslado a la Tierra y agrupamiento, como paso previo a la libertad».

Tanto en su lenguaje –en contra de la dispersión y siempre de rechazo a decisiones individuales que vayan en contra de la estrategia del colectivo– como en su organización y estructura Rsistencia Galega imita en gran parte el modo de proceder de ETA y su Colectivo de Presos, también dado a emitir este tipo de comunicados.

De hecho, todos los presos etarras que han roto con la disciplina de la banda han sido rápidamente expulsados del colectivo y tachados de traidores tanto dentro como fuera de las cárceles siendo sometidos a una marginación por parte del entorno abertzale que afecta incluso a sus familiares.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar