El PPdeG asegura que «no es previsible» gobernar con el PSOE tras las generales

El portavoz parlamentario del PPdeG, Pedro Puy, ha descartado un gobierno de concentración al asegurar que gobernar con el Partido Socialista «no es previsible». Con todo, si ha apostado por llegar a acuerdos entre los grandes partidos en asuntos de Estado.

En una entrevista concedida a la Radio Galega y difundida por la propia emisora, el portavoz parlamentario de los populares gallegos ha precisado que «el estar de acuerdo en grandes cuestiones básicas no implica que ello conlleve gobernar conjuntamente».

«Yo creo que hay espacio para acuerdos en lo relativo a las grandes normas institucionales y para que haya alternativas y debate político sobre cuestiones concretas», ha considerado antes de indicar al respecto que «gobernar con el PSOE no es previsible».

BEIRAS Y PODEMOS

En su intervención, Pedro Puy también ha censurado la actitud del portavoz parlamentario de AGE, Xosé Manuel Beiras, después de que esta semana se refiriese al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, de forma despectiva.

«Es un exabrupto que se enmarca en una estrategia premeditada», ha considerado el dirigente popular quien ha aprovechado para mostrar su preocupación por los movimientos populista como, a su juicio, es Podemos.

En este sentido, ha considerado que «incitar a posiciones muy maniqueistas» como hacen «movimientos populistas» es «jugar con fuego» ya que son cuestiones que «minan las bases para una convivencia pacífica».

«Dan un análisis excesivamente simple con ideas que pueden tener una buena acogida porque no suenan mal pero que son irrealizables, como ellos mismos están empezando a reconocer con el repudio de la deuda o una renta universal para todas las personas», ha indicado.

LEGISLACIÓN

El portavoz parlamentario del PPdeG también se ha referido a la corrupción, práctica que ha considerado «denostable» desde «todos los puntos de vista». «El actual Gobierno español está tomando muchas medidas que cuando veamos su calado conforme pase el tiempo nos daremos cuenta de que la legislación española previene la corrupción de manera muy intensa», ha apuntado.

Pedro Puy ha enmarcado la creciente preocupación por los casos de corrupción en la «grave crisis económica» que tuvo sus raíces en «decisiones que se adoptaron a principios de los años 2000 y que derivaron en una crisis social por le incremento del desempleo y, sobre todo, de la desigualdad, especialmente, durante el gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero».

Respecto a la financiación de los partidos políticos, el portavoz popular ha explicado que puede hacerse de dos maneras, a la americana, «con financiación exclusivamente privada pero con muchísima transparencia» o «caminar hacia una financiación pública, en la que se excluye cualquier posibilidad de aportaciones de empresas a los partidos».

«Viendo la experiencia de España, parece más razonable ir hacia la alternativa de una financiación pública, porque eso conllevaría mayor control público de las actividades de los partidos al financiarse con dinero que son de todos», ha apuntado.

Con todo, ha asegurado que «no es la panacea» porque «no se trata tanto de reducir los gastos de los partidos en sí, sobre todo los relacionados con las campañas electorales, sino de saber que es lo que se gasta por parte de los partidos».

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar