El minoritario gobierno municipal de Ourense considera que la oposición «bloquea» pagos

Concello Ourense_Casa Consistorial_fachada

El Ayuntamiento de Ourense notificará al Ministerio de Hacienda que la oposición municipal «bloquea» el pago de deudas, después de que en el pleno municipal del pasado viernes PP, BNG y Democracia Ourensana votasen en contra de dos modificaciones de crédito para el pago de facturas y para amortizar préstamos, algunos en relación a facturas y pagos del año pendientes desde 2006.

En ese sentido, el edil de Facenda, José Ángel Vázquez Barquero, explicó que el 60 por ciento de los 712.000 euros para pagos, corresponden a deudas generadas por la gestión del PP, cuando el alcalde era Manuel Cabezas, y a la del BNG en la Concejalía de Turismo durante el bipartito de la anterior legislatura.

Por ello, ha considerado «extraño» que ambos partidos votasen en contra de esas provisiones de fondos.

Detalló que el PP, en 2006, dejó sin pagar una factura de Aquagest después de que la empresa hiciese obras para crear un cauce ecológico en el río Barbaña, que «nunca contó con autorización de la Confederación Hidrográfica Miño-Sil», por lo que el ayuntamiento nunca pudo recibir esa obra y sólo pudo certificarse cuando esa infraestructura se aprovechó para baldear las calles con agua sin clorar, autorizada por la CHMS en 2012″.

La otra parte, la que quedó a deber por parte de la Concejalía que dirigía el BNG, fue para obras en la zona conocida como Tinteiro, con una fuente de agua termal visitada por cientos de vecinos cada día, y por un trabajo externo para el Peri de Seixalbo, «todo ello sin pagar hasta ahora».
PRÉSTAMOS DESDE 2006

La segunda modificación de crédito bloqueada hace dos días por la oposición, según explicó el edil de Facenda, era para destinar 12 millones de euros a la amortización de préstamos bancarios, «en un trámite que cumple estrictamente la Ley de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera del PP», agregó.

Además, indicó que en la deuda viva actual del Ayuntamiento de Ourense a entidades bancarias, es de 45,32 millones de euros, «de los que 24,3 millones corresponden a préstamos finalizados entre junio de 1996 y abril de 2006, todos años de Gobierno municipal del PP con el alcalde Manuel Cabezas», y ahí se enmarcaba la segunda modificación bloqueada, para destinar doce millones a su amortización.

Según Vázquez Barquero, la situación actual es la de una Ley «del PP» que el grupo municipal del PP impide cumplir, por lo que, según dijo, el actual gobierno municipal «no se hace responsable de las molestias a mayores, originadas a los proveedores pendientes de cobro, ni de las demoras, ni gastos judiciales que puedan derivarse de los impagos, ni tampoco de los gastos adicionales ni intereses por no amortizar los préstamos bancarios».
«FRIVOLIDAD DE CIEN MIL EUROS»

El concejal de Facenda ha cifrado en 100.000 euros la «frivolidad de la oposición» y, al respecto, ha hecho un llamamiento «a la cordura» para que en el próximo pleno, el del mes de octubre, vote a favor del reconocimiento extrajudicial de las deudas, «avalado ya por los informes técnicos» que conllevarán de nuevo la votación sobre las modificaciones de crédito.

Además, ha indicado que notificará lo ocurrido al Ministerio de Hacienda, por ser el responsable de supervisar el cumplimiento de la Ley de Estabilidad Presupuestaria, y a la Xunta de Galicia «por ser la que ejerce la tutela financiera de todos los ayuntamientos gallegos».

A una pregunta sobre si la situación relatada por él era el resultado de la incapacidad para llegar a acuerdos con los demás grupos políticos municipales, ha apuntado que el cumplimiento de la Ley «no es una cuestión de negociación política, y menos en el caso del PP, que es el partido que la promulgó».
VÍA CRUCIS DEL PRESUPUESTO

En cuanto al presupuesto de 2014, aprobado inicialmente en junta de gobierno local, ha explicado que está «superando el Vía Crucis», tras ser rechazado por la oposición «que luego presentó más alegaciones que nunca frente a un presupuesto municipal».

Ahora, según Vázquez Barquero, está «sobre la mesa del interventor municipal para la pertinente fiscalización».

Sobre la oposición en este tema, añadió que «pone todos los impedimentos posibles para que este ayuntamiento no tenga presupuesto» y ha criticado que el portavoz del PP municipal, Rosendo Fernández «no vea ningún problema para hacer lo mismo en la Diputación, donde es el responsable económico».

En ese sentido, ha apuntado que en la institución provincial «presupuestos y modificaciones de crédito van como la seda y todo es impecable», lo que indica que «está claro que cuando ellos gobiernen en Ourense, será más fácil hacer presupuestos y modificaciones de crédito, tal como ocurre en la Diputación».

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar