El concejal del BNG de Lugo, Antón Bao, abandona la política “por motivos personales”

Antón Bao_concelleiro BNG Lugo

El portavoz del BNG en el Ayuntamiento de Lugo, Antón Bao, ha anunciado este viernes que renuncia “por motivos personales y familiares” a su acta de concejal, “lo cual no significa que deje de ser militante de base del Bloque Nacionalista Galego”, ha matizado.

Antón Bao ha comparecido en rueda de prensa en la sede nacionalista de Lugo para dar a conocer esta decisión, que ya comunicó a la asamblea local y que se efectivizará en el último pleno del ayuntamiento, el 30 de diciembre.

“Tome la decisión de renunciar a este cargo de concejal y portavoz municipal por motivos estrictamente de índole familiar y personal. Son motivos que provocan que no pueda atender como se debe a la dedicación que exige la política”, ha señalado.

Bao ha apelado en todo momento a que “cuando las situaciones familiares y personales llegan a un límite” en el que es necesario “prestarles esa atención, esa dedicación familiar y personal”, ha que “sopesar” las demás responsabilidades.

“Yo decido priorizar esa atención y esas cuestiones de carácter familiar y dejar la política activa, lo cual no significa que deje de ser militante de base del BNG y que vaya a seguir colaborando y trabajando a favor del BNG y del que creo que es el mejor proyecto político para este país”, ha incidido.

Antón Bao deja atrás “15 años en la actividad política”, los últimos seis en el Ayuntamiento de Lugo, donde llegó a ser teniente de alcalde al principio de la legislatura, en un pacto con los socialistas que se vino abajo tras la imputación del alcalde López Orozco en la operación Pokémon. Además, en la anterior legislatura fue vicepresidente de la Diputación de Lugo.

De su trabajo en el Ayuntamiento de Lugo, Bao se queda “con ese trabajo colectivo que hizo el BNG, presentando alternativas diferenciadas” ante la crisis económica, tanto “desde el gobierno como fuera de él”.

Tomará el relevo como portavoz del BNG en el municipio, la concejala nacionalista Paz Abraira y pasará a ser edil el tres de la lista Teo García, en tanto Bao, de 49 años, regresa a la enseñanza, a dar clases de lengua y literatura gallega en el centro de secundaria de Becerreá.
UNA “GRAN PERSONA”

Apenas una hora después de que hiciera pública su decisión, el alcalde socialista, Xosé López Orozco, ha lamentado la marcha del ayuntamiento de “una gran persona”. “Siento su marcha”, ha sentenciado.

En este sentido, ha señalado que Antón Bao ha sido un “adversario político” por el que siente “admiración”, dado que “defendía con vehemencia sus posiciones como nacionalista pero siempre tenía cabida para el diálogo”.

“Quiero lo mejor para él y espero que la persona que lo sustituya y el BNG sigamos teniendo los momentos de encuentro y de desencuentro propios de la política”, ha explicado.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar