La defensa de Porto podría pedir la nulidad de la grabaciones

La defensa de Rosario Porto, el letrado José Luis Gutiérrez Aranguren, no descarta pedir la nulidad de las grabaciones realizadas a su clienta, según ha confirmado a Europa Press, tras la publicación de conversaciones grabadas a ella y su exmarido, Alfonso Basterra, tras la detención de ambos como supuestos autores de la muerte de su hija Asunta.

En concreto, ha manifestado que podrían haberse vulnerado «derechos» de su clienta. Mientras, ha apuntado de nuevo a una tercera persona como autora del crimen de Asunta Basterra, la niña cuyo cuerpo apareció en una pista forestal de Teo (A Coruña) el pasado 22 de septiembre. «Parece un amaño, que alguien quiere involucrarla», ha dicho al apuntar como posible motivación hacerle «daño» a Rosario Porto.

En la grabación en los calabozos de la Guardia Civil en Lonzas, en A Coruña, que publica el diario ‘El Mundo’, Rosario Porto dice a su exmarido «Tú y tus jueguecitos» y, en otra parte le pregunta: «¿Te ha dado tiempo a deshacerte de eso?», a lo que Alfonso Basterra responde: «Calla, que a lo mejor nos están escuchando».

Preguntado sobre la autorización que habría dado el juez José Antonio Vázquez Taín para que se recogiesen estas grabaciones y sobre el contenido de las mismas, el letrado de Rosario Porto ha condicionado la posibilidad de un recurso a la espera de que se levante el secreto del sumario. «Quiero pensar que hay un auto del juez ordenando las grabaciones y quisiera ver cuándo fue dictado y su fundamentación», ha precisado.

«Una cosa es que se autorice intervenir llamadas de teléfono o de correspondencia y otra que cuando estoy detenido y asiste el derecho a no declarar, se me grabe sin que lo sepa», ha alegado. Sin embargo, ha precisado que, hasta que no se levante el secreto del sumario, que el juez ha prorrogado por un mes más, no tiene tampoco «la certeza» de que existan esas grabaciones.
«INOCENCIA» DE LA MADRE

Por otra parte, en declaraciones a Europa Press, Gutiérrez Aranguren ha vuelto a insistir que, «en principio», cree en la «inocencia» de su clienta. «No hay ningún elemento que haga pensar en otra cosa», ha apostillado su abogado, quien ha vuelto a apuntar a «otra persona» como autora del crimen de Asunta Basterra.

Al hilo de ello, ha insistido en que la complexión física de Rosario, –«muy baja, muy delgada y con lupus», describe– no le hubiera permitido mover el cuerpo de la niña, «más grande que ella».

Una vez que se ha sabido que la investigación analiza ahora la posible participación de una tercera persona en los hechos, que podría haber trasladado el cuerpo de la niña hasta la pista forestal en donde fue hallado, el abogado ha considerado que carece de «sentido» que Rosario Porto actuase tras «un ataque de locura, que luego el padre de la niña colabore y que haya un tercero dispuesto a hacerlo también».

«Parece una historia urdida. ¿Por qué? No lo sé», ha vuelto a apuntar el letrado de Rosario, para quien no habría «otra motivación» que «hacer daño» a la madre de Asunta.
ESTADO DE ROSARIO PORTO

Sobre el estado de su clienta, ha asegurado que está «desesperada».
«Pasa el tiempo y no se aclara nada», ha recalcado el letrado, quien, por otra parte, ha negado que todo su círculo más cercano se haya apartado de ella tras su detención. «Es apreciada por gente de su entorno, aunque alguno se descuelgue», ha indicado.

Por otra parte, su letrado ha negado que Rosario Porto se haya negado a mantener contacto con Alfonso Basterra, tras el ingreso en prisión de ambos, y ha precisado que, si no lo ha habido, ha sido por indicación suya.

«Para evitar suspicacias», ha dicho después de que el juez Taín y la Fiscalía descartasen su puesta en libertad, entre otras razones, para evitar la posible destrucción de pruebas o que ambos acordasen una versión conjunta de los hechos.
ENTREVISTA

Sobre la entrevista concedida por Alfonso Basterra, el padre de Asunta y exmarido de Rosario Porto, a ‘El Correo Gallego’, el abogado únicamente ha dicho que su clienta «quiere mantenerse al margen de las declaraciones públicas».

Precisamente, fuentes penitenciarias han explicado a Europa Press que la cárcel coruñesa de Teixeiro, donde permanece Alfonso Basterra y Rosario Porto en prisión provisional imputados por asesinato, estudia abrir un «expediente disciplinario» al padre de la niña fallecida por «uso fraudulento de las comunicaciones», tras conceder la referida entrevista.

Las mismas fuentes han puntualizado que los presos «pueden mantener comunicación con allegados para tener ese lazo de unión con la sociedad de cara a su futura reinserción», pero para conceder una entrevista debe hacerse a través del gabinete oficial. Por ello, el centro penitenciario estudia la posibilidad de abrirle un expediente disciplinario a Basterra, que «puede conllevar sanciones».

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar