Feijóo rechaza descripciones «apocalípticas» del rural gallego, para el cual reivindica «estabilidad» política

El candidato del PP de Galicia para la reelección como presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha aseverado este domingo que él «nunca» hará descripciones «apocalípticas» del rural gallego, un sector para el que ha dicho que es «clave» garantizar «estabilidad política», porque «es la única capaz de otear proyectos a medio y largo plazo».

Así lo ha manifestado el cabeza de lista de los populares en las elecciones autonómicas del 12 de julio, durante una visita a una explotación ganadera en el municipio coruñés de Trazo que ha servido como primer acto sectorial de partido en esta campaña. Allí ha estado acompañado de los propietarios de la empresa, así como de otros integrantes de la candidatura del PP por A Coruña.

En este contexto, Feijóo ha insistido en que nunca hablará «en contra del rural», porque eso es «hablar en contra de Galicia», ni hará una descripción «apocalíptica» del mismo. «Primero, porque no es verdad, y segundo, porque es una falta de respeto a la gente que acredita que tenemos el rural de mayor producción de la historia», ha asegurado.

«Es verdad que cierran las explotaciones pequeñas», ha admitido a continuación, aunque ha matizado que esto se produce «para hacer cooperativas grandes y explotaciones grandes».

El líder del PPdeG ha reivindicado que hay 106 ayuntamientos gallegos cuya industria «fundamental» es la agroalimentaria, que además genera en torno al 10 por ciento del empleo en la Comunidad. Además, se ha detenido en el sector lácteo gallego, que factura 870 millones anuales, según datos que ha dado, y que sitúa a Galicia «en la ‘Champions’ de la producción de la Unión Europea».

Dicho esto, Feijóo ha desgranado parte del programa de los populares de cara a las elecciones del 12J, en las que buscará su cuarto mandato. Así, ha comprometido que «una de las prioridades» hasta 2024 será «seguir avanzando en la industrialización del rural» y en hacer «atractivas» las inversiones.

Además, el candidato ha asegurado que continuarán promoviendo «el emprendimiento» en el agro, articulando «hojas de ruta» como la estrategia de dinamización del sector lácteo y «facilitando el asentamiento de actividades» como los microparques forestales y agrarios.

«FORMACIÓN ESPECÍFICA» Y «CONTINUA»

En cuanto a propuestas concretas, Feijóo ha avanzado el impulso de proyectos «tractores» de la economía vinculados al rural, como una planta de fabricación de fibra forestal, un centro de producción energético a través de residuos y la apuesta por el «hidrógeno verde».

Paralelo a ello, ha adelantado un plan de «formación específica» y «continua» que necesita el rural, porque trabajar en este ámbito implica «no solamente conocer el producto sino manejarlo, transformarlo, comercializarlo y producirlo con calidad».

Precisamente, Feijóo ha aseverado que «lo importante no es competir en cantidad», sino «el valor añadido» de los productos, para lo cual ha reivindicado distintivos impulsados desde la Xunta, como ‘Galicia Calidade’, ‘Vaca e Boi de Galicia’ y los lácteos de ‘Galega 100%’.

No en vano, el líder del PPdeG ha aprovechado su visita a Trazo para sacar pecho en materia fiscal, puesto que el rural es «donde se pagan menos impuestos en Galicia», la Comunidad «más barata» de toda España también para vender, permutar o alquilar terrenos.

Asimismo, ha valorado que hay más de un centenar de ‘Casas Niño’ y ‘Casas do Maior’ en aquellos lugares en los que no hay niños ni ancianos suficientes para abrir guarderías o centros de día, y que la Xunta «incrementó» el bono ‘Tarxeta Benvida’ para todos los pequeños «que nazcan en el rural».

EL RURAL DURANTE LA PANDEMIA

Sin embargo, Feijóo ha querido poner el foco en «lo que hizo el rural en la pandemia» de la COVID-19, puesto que sin este sector los ciudadanos «no podrían estar confinados». «Esta pandemia, que trae una profunda crisis económica, probablemente sea una oportunidad para el sector rural, porque nos dimos cuenta en estos meses que la despensa es clave. Un país que no tiene despensa es un país que depende de otros y un país con menos capacidad, menos autonomía y menos futuro», ha advertido.

Por todo ello, el candidato a la reelección por el Partido Popular ha apelado a la «estabilidad» y a desechar «todo lo que es rápido». «Aquí, en el rural, sabéis muy bien que desde que se siembra hasta que se recoge se necesita mucha estabilidad, mucha continuidad y mucha determinación. Por eso pido a los gallegos que no piensen solo en lo que van a sembrar el próximo 12 de julio. Le pido a los gallegos que piensen en lo que van a recoger en julio del año 2024», ha sugerido.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar