El presidente de la Xunta tiene los presupuestos a disposicion de la salud

El presidente del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo, destacó que todo el presupuesto de la Xunta está a disposición de la salud, “de la salud física de nuestra gente –sanidad y servicios sociales-, en primer lugar y, en segundo lugar, de la salud del empleo y de la economía”, precisó. “Seguiremos trabajando con el mismo énfasis, con el objetivo de conseguir un equilibrio entre proteger la salud de las personas más vulnerables y facilitar, con todas las medidas de seguridad, la reactivación paulatina de los sectores económicos”, abundó, pidiendo además al Gobierno de España que restituya los fondos para el empleo retirados a las comunidades.

Durante la reunión con el presidente del Gobierno central y los otros presidentes autonómicos, Feijóo consideró clave seguir con los test para detectar todos los casos posibles y darles el diagnóstico certero en el menor tiempo posible. “Para nosotros es fundamental a realización de pruebas”, afirmó, incidiendo en que uno de los primeros objetivos de la Comunidad sigue siendo el de conseguir el mayor número de test posibles.

En esta línea, valoró la noticia de que, entre hoy y mañana, el Gobierno central repartirá un millón de tests. “Esperamos recibir los 60.000 que nos corresponden aproximadamente por población”, aseguró, precisando que, si bien son test de apoyo -no definitivos-, facilitarán la detección de los positivos de una forma más rápida.

Por otra parte, Feijóo reiteró la importancia de conocer los estudios epidemiológicos validados por el Ministerio, así como la previsión de la entrega de material sanitario por parte del Ejecutivo central. No en vano, hasta ahora solo el 10% del material empleado en las autonomías procede del Gobierno central.

Protocolos claros

En lo tocante a una posible recomendación a los ciudadanos del uso de mascarillas, Feijóo se interesó por conocer cuál es la previsión del Gobierno al respecto, exponiendo la necesidad de dictar un protocolo para todo el país, con el fin de contar con un criterio unificado. Y transmitió el interés de Galicia por la realización de estudios epidemiológicos en gente sana, mediante unas ponderaciones uniformes para todo el territorio; así como por el método a seguir para, hasta que no exista una vacuna, ayudar a cada ciudadano a tener información y conocimiento de su estado de salud.

Asimismo, insistió en la importancia de que establecer criterios unificados a la hora de compartir los datos para no generar confusiones, de tal manera que, además de comunicar los positivos, se comunique también el número de pruebas que se están realizando para establecer una mejor referencia.

Ante la decisión del Gobierno de prolongar el estado de alarma, el responsable de la Administración gallega expresó su respeto y el apoyo de Galicia a esta medida, además de confirmar que el decreto aprobado el 29 de marzo, y que disminuyó la actividad económica permitida, caducará el 12 de abril. Sobre este punto, resaltó la importancia de establecer un equilibrio entre la protección de la salud de las personas más vulnerables y el inicio pautado, seguro y estable de la actividad económica.

Feijóo aprovechó de este modo la rueda de prensa para pedir a todas las empresas que volverán al trabajo a partir de 13 de abril y de acuerdo con el decreto inicial de 14 de marzo, que lo hagan extremando las medidas de seguridad, de higiene y de preservación de la salud de los trabajadores.

Medidas económicas

Después de hacer hincapié en que esta conferencia de presidentes tiene que servir para estrechar lazos y reforzar el trabajo conjunto, el titular de la Xunta lamentó que el Gobierno de España retirara de manera unilateral a las comunidades los fondos de las políticas de empleo. “Pedimos al presidente del Gobierno central que deje esta decisión sin efecto”, dijo, refiriéndose, en el caso de Galicia, a los 100 millones de euros para políticas activas de empleo en el ámbito del naval, de la automoción o del forestal, entre otros.

El responsable del Ejecutivo gallego pidió también que no se vuelva a aminorar el plan de vivienda que han firmado las comunidades, para financiar decisiones del Gobierno central, incidiendo en el esfuerzo que desde las comunidades autónomas se está haciendo para seguir financiando el incremento exponencial del gasto sanitario, el incremento del gasto social y las políticas de liquidez.

Después de valorar la noticia de las flexibilidades en el fondo marítimo de la pesca, Feijóo propuso también al Gobierno central agilizar al máximo el cobro de los ERTE por parte de los afectados, así como las devoluciones del IVA de períodos anteriores a la declaración del estado de alarma: del ejercicio 2019 o anteriores, y las correspondientes a los meses de enero y febrero de 2020. Sobre este segundo punto, subrayó que esta medida permitiría dar liquidez a las empresas gallegas por un importe estimado de 400 millones de euros.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar