La Xunta demanda al Gobierno central garantías para los sectores agroganadero y marítimo

El conselleiro del Medio Rural, José González, mantuvo una videoconferencia con el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, y los demás consejeros autonómicos del ramo para evaluar la situación de emergencia sanitaria a causa del coronavirus. En el encuentro virtual, José González demandó garantías para el sector agroganadero y forestal gallego y para los profesionales que siguen trabajando en el rural, con prórrogas de contratos o medidas de protección idóneas.

Así, relacionado con el sector ganadero, el titular de Medio Rural solicitó la suspensión de todos los mercados ganaderos en el territorio nacional. Lo justificó puesto que la venta directa está permitida sin tener que ser a través de estos mercados, y así lo trasladaron los tratantes y algunos ganaderos al propio conselleiro. En este sentido, señaló que no es justo que aquellos que tengan que sacar las reses de las explotaciones se arriesguen a contaminarse en estas instalaciones, cuando los tratantes están haciendo la separación de las reses en lotes en instalaciones autorizadas y el ganado está saliendo con normalidad. Por lo tanto, aseguró, no hay problemas en la venta directa a los puntos de destino de estos animales.

El titular de Medio Rural también trasladó en la videoconferencia una serie de medidas que considera prioritarias para el campo gallego mientras continúe declarado el estado de alarma a causa del COVID 19. Así, el conselleiro puso sobre la mesa, por ejemplo, la posibilidad de la venta ambulante para las personas que se dedican a la distribución de productos alimentarios de cercanías y para los vegetales al por mayor y menor para la plantación en huertas, ya que el cierre de los mercados les está dificultando -dijo- llegar a sus clientes. En este aspecto, también trasladó que la Administración autonómica entiende posible permitir la celebración de mercados municipales solo con este tipo de productos básicos y siempre respetando las distancias de seguridad entre los puestos y evitando aglomeraciones.


Además, el titular de Medio Rural propuso la posibilidad de permitir la circulación de trabajadores profesionales y no profesionales de los sectores agrícola, ganadero y forestal que quieran desplazarse hasta sus parcelas o lugares de trabajo para hacer ciertas actividades, siempre que acrediten la realización de tareas agrarias y cumpliendo las recomendaciones sanitarias. En este sentido, señaló que este tipo de movimientos no suponen un riesgo para la salud pública, pues son desplazamientos individuales a zonas, normalmente, próximas a las viviendas, especialmente aludió a los viticultores de las diferentes denominaciones de origen e indicaciones geográficas protegidas.

Al hilo de esto, José González indicó que hay problemas de interpretación sobre el movimiento de personas de pequeñas empresas que recogen siembras, por lo que solicitó la necesidad de hacer excepciones en lo tocante a la circulación de trabajadores de los sectores agrícola, ganadero y forestal en vehículos. En esta línea, José González indicó que se deberían relajar las exigencias en estos colectivos, para poder garantizar la actividad y el suministro.

En lo tocante a la posibilidad de plantear expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) en la industria agroalimentaria y forestal, el conselleiro le solicitó al Gobierno central una aclaración sobre la aplicación de estos expedientes reguladores. En este sentido, señaló que el Real Decreto recoge que se podrán llevar a cabo estos expedientes por cuestiones de fuerza mayor, debido a la paralización de la actividad. En este sector, manifestó el conselleiro, no existe esta parálisis sino que hay una reducción de la actividad y, por lo tanto, muchas empresas se ven obligadas a cesar. Por esto, Galicia reclama que estas industrias puedan acogerse a los ERTE y que se aclare la situación para su aplicación. En este caso concreto, puso como ejemplo el caso de las empresas forestales o de las bodegas, que ven que sus productos no salen a causa del cierre de sus clientes habituales.

Al tiempo celebró que la Unión Europea decidiese ampliar la convocatoria de la PAC hasta el 15 de junio y que el propio ministro trasladara que la iba a ampliar por orden ministerial, una petición que la Xunta hizo este lunes al Gobierno central, para que solicitase a las instancias europeas la prórroga de los plazos de las medidas financiadas con fondos FEADER.

Finalmente y en relación con el sector lácteo, un ámbito estratégico en nuestra comunidad, el conselleiro del Medio Rural trasladó la importancia de que se prorroguen los contratos alimentarios que venzan durante la vigencia del estado de la alarma, para no dejar en una situación de interinidad a los ganaderos de leche.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar