La Xunta licita los 29 contratos que culminan la modernización del transporte público

El presidente del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo, anunció la licitación de los 29 contratos que culminan la modernización del transporte público que funcionará en Galicia en la próxima década.

Estos nuevos contratos cuentan con un presupuesto de más de 237 millones de euros por 10 años para 1.286 nuevas líneas, de las cuales más de la mitad (741) serán compartidas, con la posibilidad del uso de las plazas vacías del transporte escolar por parte del conjunto de la población.

En concreto, los contratos abarcan líneas de autobús que operarán: en casi toda la provincia de A Coruña –en los entornos de la ciudad, en la Costa da Morte, entorno de Santiago y comarca del Barbanza- y en la provincia de provincia de Pontevedra –en el norte de la comarca de Arousa y en las comarcas de Tabeirós y Terra de Montes, Baixo Miño y Val Miñor-. También se incluyen los contratos de larga distancia que afectan al Eje Atlántico, esto es, Ferrol-A Coruña-Santiago-Pontevedra-Vigo; y al de Lugo-Santiago

El presidente de la Xunta detalló las ventajas que suponen para los usuarios estos servicios: un esquema tarifario unificado y bonificaciones obligatorias; mejoras de servicios en líneas, rutas o horarios; servicios nocturnos en A Coruña, Santiago y Vigo atendiendo a las necesidades de muchos trabajadores y líneas transversales a las ciudades para dar cobertura entre sí a los ayuntamientos de su entorno.

De este modo, al culminar el Plan de Transporte Público será posible extender al conjunto de Galicia tanto la gratuidad para menores de 21 años como el uso de la tarjeta de Transporte Metropolitano. Además, las modalidades de transporte compartido y bajo demanda permitirán multiplicar la cobertura de la red de autobuses y conseguir “el objetivo de que el 97% de la población tenga una parada de autobús a menos de un kilómetro”, aseveró Feijóo.

Por otra parte, estos lotes garantizarán el empleo de 859 conductores, en el marco del acuerdo social cerrado por la Xunta con las principales centrales sindicales para blindar la subrogación de los profesionales necesarios para prestar estos servicios. Además, el diseño de estos contratos está dirigido a favorecer la participación de las pequeñas y medianas empresas y se limitará la adjudicación a una única empresa para evitar la concentración.

Para concluir, Feijóo señaló que estos nuevos contratos, unidos a los que ya están en vigor, diseñan un mapa definitivo con un total de 3.144 líneas, de las que 2.134 son de transporte compartido, con una aportación de la Xunta de 74 millones de euros al año y un volumen de negocio de unos 131 millones anuales.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar