Feijóo, en Asturias:Resalta el compromiso de las dos comunidades para convertir el rural «en un punto de destino»

El presidente del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo, resaltó el compromiso de Galicia y Asturias para que el rural no sea simplemente un punto de partida, sino también “un punto de destino” para los jóvenes, con oportunidades económicas, ayudas al impulso demográfico y buenas comunicaciones. “Tenemos que conseguir que los jóvenes quieran vivir en el rural porque puedan vivir del rural”, aseveró, durante la conferencia que pronunció, esta tarde, dentro del Foro Presente y futuro del medio rural en España.

Para conseguir este objetivo, subrayó que Galicia hizo una apuesta sin precedentes en el plano fiscal, de manera que, hoy, hay un programa de impuestos cero para todo aquel que quiera comprar o permutar una finca para ejecutar un proyecto económico. Y se bajaron notablemente los impuestos a la vivienda para las familias más jóvenes en el rural.

Igualmente, se están dando pasos adelante para agrupar las tierras, de manera que, en los últimos diez años, 34.000 propietarios se beneficiaron de las concentraciones parcelarias; además de estar prevista una Ley de recuperación y puesta en valor de la tierra agraria de Galicia.

Más allá de todas estas facilidades, el titular de la Xunta incidió en el compromiso del Ejecutivo gallego de apoyar y acompañar todas las iniciativas que se impulsen en el rural. Así, en el ámbito del turismo, se refirió a la puesta en marcha de una línea de ayudas para aquellas personas que quieran montar un negocio turístico en el rural, o al gran impacto que en los ayuntamientos más pequeños tendrá la celebración del Xacobeo 2021.

En relación al sector agroalimentario, aseveró que, en un momento en el que cada vez son más las personas que valoran la alimentación saludable, los productos gallegos son sinónimo de calidad. “Y nuestro objetivo es que cada vez nuestra tierra sea más Galicia Calidade”, abundó.

Asimismo, subrayó el interés de los emprendedores por el sector lácteo, reflejado en proyectos de transformación muy potentes con capacidad para absorber la leche que se produce en la comunidad gallega. Y, en el ámbito forestal, hizo hincapié en los pasos que se están dando para fortalecer un sector con un gran potencial, además de destacar la apuesta por sectores emergentes como la creación de un polo aeronáutico situado en Lugo, una de las dos provincias más rurales de Galicia.

Divulgar la transformación que, poco a poco, está viviendo el rural

A lo largo de su intervención, Feijóo aludió también a la necesidad de dar visibilidad al mundo rural, a la necesidad de divulgar la transformación que, poco a poco, está viviendo.

“Debe saberse que el rural se está reactivando con estímulos a jóvenes emprendedores que desean hacerse cargo de la explotación de un ganadero que se jubila, creando una industria de transformación de productos agrícolas o incluso iniciando proyectos empresariales alejados de lo que tradicionalmente se asocia con el rural”, dijo, insistiendo en la necesidad de un marketing rural.

“La España rural, la Asturias y la Galicia rurales son un posible destino para el emprendedor y todo aquel con un proyecto de vida audaz”, recalcó, resaltando que en la comunidad gallega: más de 7.000 ganaderos facturan anualmente 800 millones de euros; 80.000 familias están vinculadas a una silvicultura que genera 300 millones; el pescado y marisco facturan 500 millones; y más de 3.000 jóvenes se incorporaron al rural.

Después de referirse al crecimiento progresivo de la agricultura ecológica o de la Ternera Gallega, el presidente de la Xunta recalcó que el estilo de vida en el rural nada tiene que ver con un modo antiguo de hace décadas.

La demografía, una cuestión que precisa de la implicación de España y de Europa

El futuro del rural está ligado también para Feijóo, de una manera indiscutible, con la demografía; una cuestión que precisa, dijo, de la implicación del conjunto de España y del conjunto de Europa.

Al respecto, explicó que la política demográfica de la Comunidad que preside se basa en proporcionar los máximos apoyos y máximas facilidades a las familias que deciden tener hijos: más flexibilidad horaria, bajas de maternidad y paternidad de mayor duración y más recursos para la conciliación. “Y somos la primera Comunidad que aprobó una Ley de impulso demográfico, que busca trasladar a todos los ciudadanos la idea de que los hijos ahora nacen con herramientas legales y administrativas de ayuda y protección”, añadió.

Feijóo destacó además el importante esfuerzo que se hizo en los últimos años para lograr que el desarrollo urbanístico se hiciera de forma más razonable, con el objetivo de convertir el rural en un lugar idóneo para vivir, trabajar y producir. Y, al respecto, destacó el cuerpo normativo amplio con el que cuenta la Comunidad, desde el punto de vista del urbanismo y también del paisaje, así como la apuesta por figuras como la asociación de ayuntamientos.

Sobre las comunicaciones virtuales y convencionales, afirmó que gracias a la inversión de los últimos años, la banda ancha llega al 100% de los gallegos. “Y hoy el rural está bien comunicado desde el punto de vista ortodoxo: con vías de alta capacidad a menos de 15 minutos para la inmensa mayoría de los gallegos; tenemos un AVE en toda la franja atlántica y esperamos que se complete el AVE a la Meseta; y diseñamos un sistema de transporte a demanda en el rural, para que cualquier gallego pueda desplazarse en transporte público cuando lo precise”, matizó.

La importancia del sistema autonómico en la revalorización del rural

En la segunda parte de su conferencia, el responsable del Gobierno gallego hizo hincapié en la importancia que tuvo y está teniendo el sistema autonómico en la revalorización del rural. No en vano, aseguró que una de las razones para seguir proclamando nuestro autonomismo es precisamente que las autonomías permitieron dar visibilidad a problemas que carecían de altavoces institucionales como son los del mundo del rural.

En este sentido, subrayó la utilidad de la alianza autonómica entre Asturias y Galicia para identificar intereses comunes y establecer estrategias comunes. “Y esa alianza asturiano-galaica tiene además una virtud que se echa en falta en otros planteamientos autonómicos: no se hace contra nadie, sino que persigue algo tan simple y al tiempo tan trascendental como el respeto a la igualdad entre los españoles, dentro de una España equilibrada que se ajuste a las peculiaridades territoriales, sin doblegarse ante los privilegios”.

Feijóo concluyó abogando por distinguir las políticas que incumben a la nación, y que requieren diálogo entre los grandes partidos democráticos, de otras que pueden ser objeto de transacción en una negociación menor. “Y una de esas políticas medulares tendría que afectar a la España rural”, finalizó.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar