El presidente de la Xunta constata el crecimiento del sector vitivinícola

El presidente del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo, constató durante una visita a las nuevas instalaciones en el Pazo de Toubes de la bodega Viña Costeira, el potencial de crecimiento del sector vitivinícola y animó a seguir impulsando el futuro del rural gallego.

“Estamos ante unas instalaciones reflejo del potencial de crecimiento de los vinos gallegos no solo por su producción sino también por el interese que genera la cultura vitivinícola”, aseveró, recordando que esta bodega cuenta con 528 socios y 300 proveedores, teniendo un papel esencial en el conjunto de industrias inscritas en el Consejo Regulador de la D.O. Ribeiro.

A lo largo de su intervención, el responsable del Ejecutivo autonómico resaltó que el vitivinícola es el sector agroindustrial más exportador y recordó que Galicia cuenta hoy con más de 13.000 viticultores y 461 bodegas que conforman un sector que factura, en un año medio, más de 200 millones de euros.

“El modelo es acreditar calidad, acreditando calidad y manteniendo la producción se facturará más y se generará más empleo lo que implicará más población para el rural, que empezará a arrancar poco a poco”, abundó.

Asimismo, reiteró la importancia del trabajo conjunto para alcanzar mayores cuotas de profesionalización, generar sinergias con otros ámbitos como el turismo o la gastronomía y apostar por la diferenciación y singularidad.

Feijóo concluyó destacando que el Ribeiro demostró que apostar por las raíces es un acierto que nos impulsa con más fuerza hacia el futuro. No en vano su calidad y su encanto permanecen inalterables y tienen un potencial mayor gracias al trabajo de los viticultores que recuperaron la tradición sin renunciar a adaptarla a nuestro tiempo. Un proceso que redundó en su competitividad y en su reconocimiento

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar