El periodista Carlos Luis Rodríguez recibe el Premio José Luís Alvite

El presidente del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo, apeló a la gran virtud de nuestra democracia que da preferencia, recordó, a la convivencia, a la estabilidad y al acuerdo, frente a los “inquisidores” que anteponen la imposición de su pensamiento único.

“La gran virtud de nuestra democracia siempre fue la capacidad para representar a las mayorías, sin que las minorías se sintieran excluidas. Cometeríamos un grave error si nos dejáramos llevar por falsos mesías que pretender ocupar la actualidad y los debates ofreciendo soluciones fáciles a problemas complejos”, dijo, aseverando que “a la España de hoy le sobran frívolos sectarios y le faltan consensos sobre las cosas esenciales”.

En esta línea, se refirió al Premio José Luis Alvite como ejemplo del periodismo sereno y edificante, que le preocupa más la verdad que la polémica y construir que destruir. Así, afirmó que el galardonado de esta cuarta edición, Carlos Luis Rodríguez, sabe y demuestra en sus artículos que se pueden analizar las cosas serenamente y sin aspavientos; que se puede reprender sin ofender; que se puede rebatir una afirmación sin desprender rencor; y que se puede ser contundente sin ser insolente.

“Subirse a bordo de sus artículos es más parecido a estar en una balsa de agua que en medio de una agitada tormenta. Y no porque el fondo de lo que escribe guste siempre, sino porque lo que sí ocurre el cien por cien de las veces es que uno se siente representado en un estilo tranquilo que tanta falta hace”, abundó.

Feijóo concluyó haciendo hincapié que en el fondo, esa labor es común a medios de comunicación y política. “Desde nuestras respectivas responsabilidades, tenemos el deber de que fructifique la demanda de la mayoría ciudadana, que sigue siendo la convivencia. Periodistas y políticos estamos unidos en la responsabilidad de oír esa demanda y de darle respuesta”, señaló.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar