“Los periodistas estábamos allí para contarlo”, de Fernando Jaúregui

El presidente del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo, destacó  el libro “Los periodistas estábamos allí para contarlo”, de Fernando Jáuregui, como la prueba de que son las personas las que marcan el rumbo de un país. “Si algo evidencia nuestra transición democrática es que en la historia nada está atado y bien atado”, dijo, subrayando que son las personas “quien atan y desatan, o utilizan su libertad para cortar los nudos gordianos que aparecen en el camino”.

Durante la presentación, Feijóo exaltó el hecho de que esta obra humanice el período más brillante de la historia de España, presentando protagonistas que no son héroes nacidos para realizar grandes gestas, sino mujeres y hombres corrientes sumergidos en una aventura con la que solo habían soñado.

El responsable del Ejecutivo gallego afirmó que, con todo, poner nombres y apellidos a un momento apasionante no fue la única aportación del periodismo de entonces. No en vano, antes de saltar “al campo” de la política institucional, los políticos de la época “se entrenaron” en los medios de comunicación. “Con razón se habló de un Parlamento de Papel donde se forjó la aptitud para el debate y la capacidad para hablar y escuchar, consubstancial a la democracia”, recordó, a lo que aseveró que si en la transición nace una democracia plenamente liberal, se debe en gran medida a estos cien periodistas y a otros como ellos que desempeñaron el papel de pedagogos “de la libertad”.

“No ejercieron su profesión en medios de comunicación concebidos como burbujas, sino como recintos donde el intercambio de parecer era la norma”, abundó.

En esta línea, el responsable del Gobierno gallego sostuvo que la intrahistoria de la transición ofrece enseñanzas que están vigentes y pueden ser aprovechadas por pueblos hermanos que sufren situaciones angustiosas, “Todos pensamos en Venezuela, en especial los gallegos que tenemos allá otra de nuestras Galicia de ultramar”, precisó, incidiendo en que, “entre la dictadura y el cruento enfrentamiento civil, existe una vía a la que es justo llamar vía española a la democracia”.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar