Feijóo impulsa la transformacion de los productos agroalimentarios que crean valor añadido

El presidente del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo, destacó hoy la apuesta por la transformación de los productos alimentarios para crear valor añadido, con una inversión de la Xunta entre 2016 y 2018 de 80 millones de euros, una parte importante para apoyar iniciativas vinculadas al sector lácteo, uno de los sectores estratégicos de la Comunidad. Y con una movilización total de 230 millones en inversiones.

Durante la entrega de premios de la XXI edición de Catas de los Quesos de Galicia y de la XVII edición de Catas de las Mieles de Galicia, Feijóo se refirió a la gran planta de transformación que está construyendo Inleit en Curtis; a la nueva línea de producción de quesos de Entrepinares en Vilalba; y a la ampliación de la planta de Leche Celta en Pontedeume para elaborar leche pasteurizada, como tres ejemplos en los cuales mirarse, que confiaron en la transformación de la materia prima, en el hecho de que mayor valor añadido equivale a mayor precio y mayor facturación.

Asimismo, subrayó también la importancia de la innovación, al recordar que el próximo mes de enero se pondrá en marcha a primera aceleradora gallega del sector de la alimentación. Una nueva Business Factory para acelerar y consolidar a las compañías innovadoras en este sector, bajo el objetivo de: captar y retener talento, fortalecer el posicionamiento de los productos alimentarios, e incrementar la proyección internacional de los productos.

“Estamos hablando de una nueva aceleradora que contará con tres ediciones y con la previsión de movilizar alrededor de 6 millones de euros hasta 2021, impulsar 26 iniciativas y generar alrededor de 60 empleos”, añadió, resaltando también la creación de la Agencia Gallega de la Calidad Alimentaria para promover y proteger la calidad diferencial de los productos alimentarios amparados bajo estos indicativos; así como del área de Calidad Alimentaria específica con rango de subdirección, que tendrá como objetivo ser el interlocutor permanente con las denominaciones de origen e indicaciones geográficas, para garantizar la calidad diferenciada de las producciones agroalimentarias, la formación de las personas que trabajan en este ámbito y la investigación ligada al producto.

Todos ellos instrumentos para seguir poniendo en valor el carácter singular de los productos que conforman las 33 denominaciones de origen e indicaciones geográficas del sector, a las que hay que añadir las producciones ecológicas certificadas en la Comunidad.

A lo largo de su intervención, el presidente de la Xunta destacó el valor total de la producción certificada, superior a los 400 millones de euros, de los cuales cerca del 10% corresponden a quesos y mieles. Y el número de productores en activo, que llega a los 23.000.

En esta misma línea, recordó que del volumen total de producción de miel certificado en España, la Comunidad gallega representa más del 64%, gracias a la Indicación Geográfica Protegida Miel de Galicia. No en vano, solo el pasado año, esta indicación alcanzó un valor económico superior a los dos millones de euros, mientras que las cuatro denominaciones de origen queseras superaron los 34 millones, situándose tanto el Arzúa-Ulloa como el Queso de tetilla en las primeras posiciones del ranking de quesos nacionales: por producto comercializado se encuentran en el segundo y cuarto puesto, respectivamente; mientras que por valor económico se sitúan en el segundo y en el quinto, respectivamente.

Por su parte, el conselleiro do Medio Rural, José González, felicitó a los premiados en esta edición de las catas e hizo hincapié en la excelencia de los quesos y de las mieles de Galicia, ensalzando, en general, la extraordinaria calidad de los productos agroalimentarios gallegos. Y señaló que estos, junto con los ganadores y todos los participantes, son los verdaderos protagonistas en este acto.