Sánchez valora los dos meses del Gobierno como “cambio de época”

En rueda de prensa en el Palacio de la Moncloa para hacer balance de los dos meses al frente del Gobierno, Sánchez recalcó que el nuevo Ejecutivo ha supuesto un “cambio de época” en la política española. En este sentido, reivindicó todas las medidas incluidas en su “agenda del cambio” que forman parte de “una hoja de ruta clara y definida” hasta el final de la legislatura. Insistió en que su intención es agotar la legislatura y convocar elecciones en 2020, y recordó que durante la moción de censura aclaró que su prioridad, antes que adelantar los comicios, era lograr estabilidad.

Al preguntarle si se ha replanteado su intención de aguantar hasta el final de la legislatura después de la encuesta del CIS de julio, en la que el PSOE se sitúa como primera fuerza política con una estimación de voto que roza el 30%, Sánchez contestó: “Aguantar no, avanzar sí”. Al respecto, insistió en que hay que “sacar a España de la parálisis y el letargo” en la que le había sumido el PP y dejó claro que “este Gobierno no gobierna a golpe de encuesta2.

Sánchez pidió al líder del PP, Pablo Casado, que ante la situación en Cataluña sean “tan leales” como lo fue el PSOE con el Gobierno de Mariano Rajoy y haga una “oposición de Estado”. También demandó coherencia al líder del PP ante un hipotético acercamiento de presos de ETA, recordándole lo que hizo el PP en el pasado.

En relación con Cataluña, indicó que el Gobierno es consciente de que la solución “no será inmediata”, y que exigirá la votación del conjunto de los catalanes. La “discrepancia” con los independentistas es que el acuerdo que se vote tiene que representar al 80% de la sociedad catalana. Por el contrario, lo que plantean los soberanistas, recalcó Sánchez, no está respaldado por ese porcentaje.

En materia económica defendió la senda de estabilidad que rechazó el Congreso, una propuesta que reiteró volverán a presentar en septiembre. Al plantearle si un rechazo de los presupuestos podría llevarle a reconsiderar su decisión de agotar la legislatura, señaló que se presentarán con la intención de que sean aprobados, aunque, como puede ocurrir con otras iniciativas, sea difícil conseguirlo. “Pero difícil no es imposible. La debilidad que más preocupa a este Gobierno es la del Estado de bienestar”, precisó.

El secretario general del PP, Teodoro García Egea, dijo que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, “no está a la altura” de la responsabilidad que desempeña y le afeó que haya dedicado su comparecencia a “sacar pecho” de las políticas del PP. Por su parte, Ciudadanos consideró que el Ejecutivo es “débil” e “incapaz” de gobernar, por lo que insistió en pedir elecciones.

 

 

MANDO ÚNICO EN LA INMIGRACIÓN

 

El presidente del Gobiernoanunció, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, de la creación de un mando único operativo para centralizar y coordinar las actuaciones de control de inmigrantes en la frontera y el Estrecho. Sánchez insistió en que se trata de un mando único que coordina operativamente “todo lo que tiene que ver con el control de fronteras” en la zona del Estrecho, el mar de Alborán y aguas adyacentes. Un general de la Guardia Civil asumirá el mando único.

El secretario general del PP, Teodoro García, descalificó la creación del mando único operativo, que consideró “una improvisación” del Gobierno, y que, en su opinión, “no responde a lo que necesita hoy la lucha contra la inmigración ilegal y las mafias”.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar