Quim Torra demanda que la autodeterminación sea la cuestión central

El presidente de la Generalitat, Quim Torra insistió en que el “tema central” de la legislatura catalana es y será “el derecho a la autodeterminación”. Según Torra, así se lo hizo saber a Sánchez durante su reunión de hace unos meses, en la que le advirtió de que tendrán “un otoño bastante complicado”, teniendo en cuenta, dijo, que “tanto los catalanes como los españoles están exigiendo que los gestos prometidos se concreten en hechos”.

Torra admitió que el Gobierno catalán y el español parten de “posiciones opuestas”, pero cree que tienen que “converger” y recordó los reiterados llamamientos a la mediación para acercar esas posturas. “¿Cuántas derrotas necesita el Estado español para ser consciente de que Cataluña necesita una respuesta política?”, se preguntó el dirigente catalán, que calificó la “represión policial” del 1-O como “la vergüenza más grande de la historia actual española”. “Hay que parar esta indecencia, que se retiren los procesos judiciales abiertos”, exigió, para añadir que “los catalanes no nos rendiremos hasta poder decidir democráticamente nuestro futuro”.

 

 

PUIGDEMONT Y EL PERÍODO DE GRACIA

 

El expresidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, pidió ayer al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que “haga los deberes” durante el verano para encontrar una solución a la cuestión catalana, y se pueda avanzar en el objetivo de pasar “de los gestos a los hechos políticos”. “Quien tiene deberes es Sánchez, esperamos que a la vuelta haya aprovechado el tiempo”, subrayó, tras indicar que “no se puede querer los votos para convertirse en presidente y luego no actuar en consecuencia”. Según advirtió, “el periodo de gracia se acaba”. Puigdemont realizó estas declaraciones en la sede de la delegación de Cataluña ante la UE, en su primera intervención pública ante la prensa desde Bruselas, donde llegó procedente de Berlín. Acompañado por el presidente de la Generalitat, Quim Torra, Puigdemont se desplazó poco después a su residencia de Waterloo, donde fue recibido por varios exconsejeros huidos y numerosos simpatizantes.

Aunque el expresidente catalán rehusó “poner fecha en el calendario” a Sánchez, sí mencionó “septiembre u octubre” como meses en los que a su juicio debería presentarse algún avance a las demandas de la Generalitat sobre el derecho a la autodeterminación. “Es razonable pensar que tras el verano, al retomar el curso político, (Sánchez) ilumine un poco sobre cuál es la receta”, indicó, considerando que “no sería justo ni correcto” que el presidente del Ejecutivo español “dejara pasar” esa ocasión. “Lo normal es que (Sánchez) se esfuerce un poco para seguir contando con el respaldo del PDeCAT”, destacó. El exmandatario catalán señaló, por otra parte, que su viaje “no acaba aquí” y que irá “hasta el último rincón de Europa” en defensa de la “justa causa del pueblo catalán” y hasta que sean puestos en libertad todos los “presos políticos” catalanes y regresen a su casa “los exiliados”.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar