El Gobierno espera que Llarena defienda la ley española

 

El Gobierno acogió con preocupación la decisión de la Audiencia de Schleswig-Hosltein sobre Puigdemont. Según fuentes de la Moncloa, el Ejecutivo está “convencido” de que la justicia española adoptará las medidas “más adecuadas ante estas nuevas circunstancias para velar por el cumplimiento de las leyes de nuestro país”.

Aunque la respuesta oficial es de prudencia, fuentes gubernamentales admitieron que se trata de “un jarro de agua fría”. Fuentes del PP tildaron la decisión de “desastre para España”. La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, dijo que el Ejecutivo respeta la decisión de la Justicia alemana. “Hay que esperar a la notificación de esa decisión para conocer bien su fundamentación”, dijo.

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, declinó opinar sobre la decisión de la Justicia alemana y dijo que “lo importante” es que se extradite a Puigdemont a la Justicia española para que rinda cuentas de lo que hizo.

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, aseguró que respetará a los separatistas catalanes “siempre y cuando respeten la Constitución española”, aunque las resoluciones de los jueces españoles o alemanes puedan “gustar más o menos”. Para el PNV el sistema judicial español ha quedado “en evidencia”.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar