Feijóo presenta el Plan básico autonómico que permitirá avanzar hacia la Galicia del siglo XXI

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha afirmado que el Plan básico autonómico permitirá avanzar hacia una Galicia vertebrada con un urbanismo moderno, que fomente el crecimiento y que proteja el paisaje. Con un urbanismo ordenado, sostenible y armónico, ha resumido, incidiendo en que el urbanismo del siglo XXI quiere planificar para unir; “unificar normativas, integrar y conectar los diferentes núcleos de población, es decir, en definitiva, vertebrar una Galicia única”.

Consciente de que no podría considerarse un éxito que la Comunidad avanzara a dos velocidades, Feijóo ha subrayado que una de las premisas claras de este plan es que la ordenación urbana no esté reservada sólo a las ciudades, sino a disposición del conjunto de los núcleos que conforman Galicia. No en vano, sobre la base de este documento, en el que se identifican los 33.000 asentamientos de población gallegos, se asentarán los futuros planes básicos municipales, que beneficiarán a los 49 ayuntamientos de menos de 5.000 habitantes que no tienen planeamiento general.

“De este modo, la Xunta se pone del lado de aquellos ayuntamientos con menos recursos económicos y de personal, para que accedan a los beneficios de un urbanismo ordenado y que respeta el medio ambiente”, ha afirmado, avanzando que este texto, que fue aprobado inicialmente el pasado 14 de diciembre, recibirá la luz verde definitiva a mediados de este año, después de estar abierto a las aportaciones, alegatos o sugerencias del sector, “porque la armonización territorial de Galicia es un objetivo que afecta a toda la sociedad gallega y sin la sensibilidad del sector no se puede conseguir”.

En esta misma línea, ha aprovechado la intervención para agradecer la colaboración de los profesionales del sector para revisar el listado de asentamientos de población, comprobar si los núcleos están georreferenciados adecuadamente y si la toponimia del documento está actualizada.

Asimismo, ha recordado que este nuevo plan vendrá a sustituir unos documentos que cumplieron su cometido durante 27 años: las normas provinciales de 1.991, acogiéndose a él los 49 ayuntamientos que se rigen por estas normas; y, también, los 170 ayuntamientos sujetos a normas subsidiarias municipales o con un PGOM que no está adaptado a la nueva Ley del suelo.

El presidente de la Xunta ha concluido destacando el trabajo desarrollado en los últimos años reflejado en la elaboración de documentos tan importantes como: las Directrices de Ordenación del Territorio; el Plan de ordenación del litoral; la nueva Ley del suelo; la Ley de medidas urgentes; la Estrategia del paisaje gallego; el Catálogo, que divide el territorio en 12 grandes áreas paisajísticas; y la Guía de colores y materiales. “Y, desde 2009 se multiplicó por tres el número de ayuntamientos que aprobaron un Plan general de ordenación urbana. Teníamos 33 y, en este momento, tenemos 98”, ha añadido.

Feijóo ha concluido aseverando que el Plan básico autonómico “no debe significar Plan básico de la Xunta, sino Plan básico de Galicia”.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar