Puigdemont, convencido de volver para ser investido presidente

Carles Puigdemont afirmó ayer que “sin ninguna duda” volverá si la decisión de los catalanes es que sea investido president. En una rueda de prensa ofrecida por videoconferencia desde Bruselas por la Agència Catalana de Noticies (ACN), dijo que correrá el riesgo de ser detenido, aunque confió en que “pesen más los votos que las esposas”. Lo contrario, añadió, supondría que “el Estado no respetaría el resultado de las elecciones que él mismo convocó. Que no respetaría una partida con sus propias reglas”. Al respecto, apeló al “tripartito del 155” a resolver esta “contradicción” y a clarificar “cómo lo harán para impedir” que sea president si tiene mayoría.

El candidato de Junts per Catalunya admitió que le gustaría volver a Cataluña antes del 21-D, pero remarcó que no depende de él, ya que le condiciona el arresto y en estas circunstancias considera que estando en Bélgica cumple con “el deber de defender la validez de la institución” que representa y que ha sido, a su juicio, “ilícitamente e ilegalmente destituida”. Calificó de “fantasía de arquitectura política” el caso judicial abierto en el Tribunal Supremo por el proceso soberanista y exigió su retirada. “Si insisten en la vía penal, no hay forma de arreglarlo”, añadió.

Puigdemont consideró que no existe “ninguna discrepancia” con ERC, y descartó entrar en “ninguna especulación que signifique la legitimación del 155”. Además, sostuvo que su aspiración es una república independiente, “no un nuevo estatuto ni una reforma de la Constitución”.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar