Prensa del día:Comienza la campaña electoral en Cataluña

LA JUSTICIA BELGA DEBE ENTREGAR A PUIGDEMONT A ESPAÑA

Mientras en Madrid el juez Pablo Llanera decidirá hoy sobre la suerte de Oriol Junqueras y el resto de exconsejeros de la Generalitat encarcelados, en Bruselas Carles Puigdemont comparecerá ante el juez belga que debe decidir sobre la extradición solicitada por la Audiencia Nacional. El tiempo que ha transcurrido entre la primera comparecencia y la de hoy ha permitido al expresidente catalán armar su campaña electoral a distancia, como un mecanismo de presión al juez para que crea que su caso es político y no penal. La Justicia belga debe comportarse como la Justicia de un Estado miembro de la UE adherido al sistema de reconocimiento mutuo de decisiones judiciales. No entregar a Puigdemont sería una derogación gravísima de los principios fundacionales de la UE y una vuelta atrás en la confianza no sólo entre España y Bélgica, sino del sistema de colaboración judicial entre los Estados miembros.

ABC 4 Editorial

LA PASIVIDAD DE LOS MOSSOS EL 1-O NO PUEDE QUEDAR IMPUNE

Cada vez está más claro que el pasado 1 de octubre, los Mossos d’Esquadra traicionaron al Estado, permitiendo con su inacción que se votara en un referéndum suspendido por la Justicia. Pese a que la intervención de la Guardia Civil y la Policía Nacional fue utilizada por el independentismo en un intento mezquino e intolerable de presentar a España como un Estado antidemocrático, es evidente que los responsables de los Mossos, siguiendo la estrategia de desacato de la Generalitat, incumplieron el mandato judicial de frustrar la votación. La Justicia debe depurar responsabilidades en un episodio que degeneró en desórdenes públicos y que quebró la confianza del Estado en un cuerpo policial cuyos mandos no cumplieron con su deber.

EL MUNDO 3 Editorial

NADIE PUEDE SEMBRAR DUDAS SOBRE LA LIMPIEZA DEL 21-D

El Gobierno no debería dejar pasar sin la respuesta adecuada la campaña de los separatistas catalanes con el miserable objetivo de sembrar la duda sobre la limpieza de las elecciones del 21-D. Causa sonrojo que quienes pretendieron pasar por válidos los resultados del 1-O, preparen ahora el terreno ante la posibilidad de una derrota en las urnas y, de paso, sigan ensuciando la imagen de España, insultado a sus ciudadanos y demostrando que sólo son hábiles en la gestión del odio. Desenmascaradas las mentiras del separatismo golpista, ahora los catalanes han recuperado la palabra.

LA RAZÓN 3 Editorial

EL 21-D ES UNA OPORTUNIDAD PARA PASAR PÁGINA

Las elecciones del 21-D tienen que servir para pasar página al proceso independentista que ha marcado la vida de Cataluña en los últimos años. Y aunque un cambio en las mayorías parlamentarias sería la fórmula más drástica para dar ese aldabonazo, las encuestas no dejan claro que eso vaya a ocurrir, por lo que son los partidos, especialmente los independentistas, los que tienen en sus manos el necesario cambio de rumbo en la política catalana. Sin embargo, no parece que ni ERC, ni JxC, ni la CUP vayan a renunciar a la independencia. El reto de los partidos constitucionalistas es encontrar la fórmula para sumar una mayoría alternativa. Lo primero que necesitan es sumar más votos y más diputados. Pero en algún momento deberán aclarar también con que fórmula podrían llegar a gobernar.

EL PERIÓDICO 10 Editorial

Menor crecimiento y retos aparcados (LA VANGUARDIA 22 Editorial) Al margen de las tensiones políticas, Cataluña debe priorizar la voluntad de recuperar el liderazgo económico que siempre le ha caracterizado.

El secesionismo sin hoja de ruta (EL ECONOMISTA 3 Editorial) La falta de propuestas económicas por parte de los partidos independentistas aboca a la parálisis que caracterizó al Gobierno de Puigdemont para todos los aspectos que no afectaran directamente al procés.

Patrimonio y nacionalismo (EL PAÍS 10 Editorial) Resulta lamentable la utilización que los nacionalistas han hecho de la devolución al Monasterio de Santa María de Sijena (Huesca) de las 44 piezas que siguen en el Museo Diocesano de Lleida.

Salir de la rueda del hámster (Màrius Carol LA VANGUARDIA 2) La preocupación tras el 21-D debería ser cómo construimos el país, recuperamos nuestras instituciones y cerramos las heridas sociales abiertas.

Sin promesas (Encarna Samitier 20 MINUTOS) Mañana se abre una campaña sin promesas, en un escenario devastado que debería ser reconstruido tras el 21-D.

Consenso y realidad ante el 21-D (Beatriz Becerra EL MUNDO 19) De las urnas puede salir una mayoría que permita dar por zanjado el episodio golpista y alumbrar la Cataluña plural.

Cuentos de la buena pipa (J. María Carrascal ABC 14) Todo apunta a que tras el 21-D las cosas en Cataluña seguirán igual y el problema no se habrá resuelto.

La campaña de los Reyes Magos (Julián Cabrera LA RAZÓN 4) Los separatistas que mandaban extensísimas cartas a los Reyes Magos, ahora se conforman con peticiones de mínimos.

El pucherazo (Fernando Rayón LA RAZÓN 15) Al ‘España nos roba’, los independentistas que manipularon el recuento de votos el 1-O han sumado la sospecha sobre el resultado del 21-D.

Una campaña rara, rara (Carme Juan EL PERIÓDICO 8) Los independentistas alimentan las sospechas de pucherazo, confiados en la fe ciega de su electorado.

Iceta ¿otro nacionalista? (Luis Ventoso ABC 15) Simple y llanamente, Iceta es nacionalista, aunque no sea separatista. Su solución fiscal no hace más que dar alas al independentismo.

Pan para Iceta, hambre para… (Isabel San Sebastián ABC 13) A Iceta le importa un bledo lo que ocurra con su partido, su comunidad o su país. Juega a ganar lo que le niegan las urnas.

Vasos comunicantes (Santiago González EL MUNDO 8) Es dudoso que pueda considerarse al PSC un partido constitucionalista. Los socialistas y los nacionalistas son vasos comunicantes.

Barrabás, candidato (F. Jiménez Losantos EL MUNDO 2) La Justicia organizada por PP y PSOE va a permitir que los independentistas salgan de prisión para preparar su próximo golpe.

POR UNA FINANCIACIÓN AUTONÓMICA JUSTA

La futura reforma del sistema de financiación autonómica debe regirse por criterios técnicos, objetivos y neutrales con el fin de alcanzar un reparto justo y eficiente de los recursos disponibles, y, de este modo, garantizar unos servicios públicos de calidad en todo el territorio nacional, dejando a un lado los favoritismos y cambalaches políticos. Aunque todos los presidentes autonómicos aspiran a mejorar su posición en el nuevo modelo, su diseño no puede sustentarse sobre la existencia de agravios que premian la irresponsabilidad presupuestaria y la desigualdad entre españoles. Así, a diferencia de aquellos que proponen la introducción de nuevos privilegios fiscales y prebendas financieras para solventar la crisis catalana, como es el caso del PSC, el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, explica en la entrevista que publica hoy ABCla necesidad de configurar un modelo coherente y sensato, ajeno a “cuestiones identitarias” y concesiones partidistas.

ABC 4 Editorial

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar