Puigdemont propone una mesa de diálogo “sin condiciones previas”

El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, propuso ayer como primer paso para dar una salida al conflicto en Cataluña la constitución de una mesa de negociación entre el Gobierno central y el catalán para la designación de un mediador, e insistió en la necesidad de que este diálogo se produzca “sin condiciones previas”. “Tenemos que sentarnos y hablar de verdad”, declaró en una entrevista en la CNN.

Las declaraciones del presidente de la Generalitat se produjeron antes de la llegada del requerimiento anunciado por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para que aclare si el martes declaró o no la independencia de Cataluña. Puigdemont reaccionó al requerimiento desde Twitter: “Pides diálogo y te responden poniendo el 155 encima de la mesa”. También en Twitter, el vicepresidente del Govern, Oriol Junqueras, se dirigió a Rajoy en estos términos: “Un diálogo sincero es el ruego de la comunidad internacional y lo que espera Cataluña, no la confusión y nuevas amenazas”. En declaraciones a la RAC1, Junqueras insistió en que “no habrá marcha atrás” en los planes independentistas. “Lo que quiero es que este trabajo culmine de la mejor manera posible y lo más rápido posible”, dijo.

El portavoz de la Generalitat, Jordi Turull, advirtió de que si el Gobierno pone en marcha el artículo 155 de la Constitución constatará que “no hay voluntad de diálogo”, por lo que el Govern “será consecuente con el compromiso del pueblo catalán”. El consejero de Territorio, Josep Rull, respondió a Rajoy que “no es momento de hacer preguntas, sino de dar respuestas”.

Mientras, la diputada de la CUP Eulalia Reguant aseguró que si se aprueban los mecanismos para aplicar el artículo 155 “inmediatamente” se pondrá en marcha el procedimiento para construir “la república de Cataluña”.

Por su parte, el líder del PSC, Miquel Iceta, defendió la necesidad de lograr una reforma constitucional e hizo un llamamiento para que el socialismo vertebre el “tercer espacio” entre el inmovilismo y la “locura independentista”. El presidente del PPC, Xavier García Albiol, advirtió a Puigdemont de que con el requerimiento del Gobierno central tiene “una última oportunidad para devolver la normalidad a Cataluña”.


© 2011 Galega de Comunicación e Información, S.L.U. - Aviso legal - Contacto