La Fiscalía General del Estado pesentará una querella por rebelión

La Fiscalía General del Estado presentará hoy, previsiblemente, una querella por rebelión contra los impulsores del proceso que desembocó en la declaración de independencia de Cataluña el pasado viernes.

La querella, según fuentes de la Fiscalía, no se registrará solamente en el Tribunal Supremo, como estaba previsto en un principio, sino que se interpondrá también en la Audiencia Nacional. En el alto tribunal se denunciará a los responsables de la declaración de independencia que todavía estén aforados, como la presidenta del Parlamento catalán, Carme Forcadell, y los miembros de la Mesa, que dieron trámite a la votación.

En la Audiencia Nacional, único tribunal competente para investigar y enjuiciar los delitos de rebelión en el caso de personas no aforadas, se presentará la querella contra el expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont, el ex vicepresidente Oriol Junqueras y el resto de miembros del Govern destituidos por Rajoy el viernes.

 

DELITO DE USURPACIÓN DE FUNCIONES

 

Fuentes jurídicas apuntan la posibilidad de que tanto el ex presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, como los miembros cesados de su Gobierno puedan incurrir en un delito de usurpación de funciones si persisten en la actitud de seguir ostentando la representación de su cargo. Puigdemont, según destacan algunos medios, se sigue presentando como jefe del Ejecutivo catalán, según se puso especialmente de relieve en su reciente comparecencia institucional en TV3. Lo mismo ocurre con el ex vicepresidente, Oriol Junqueras, y otros miembros cesados del Govern. Ayer mismo, el exconsejero de Territorio y Sostenibilidad de la Generalitat, Josep Rull, presidió un acto de celebración del centenario de la llegada del ferrocarril a la ciudad de Sant Cugat del Vallès (Barcelona). Previamente, el pasado viernes, Rull se reunió con los trabajadores de su departamento y les expresó su voluntad de volver a su puesto, no ya como consejero, “sino como ministro de la nueva república catalana”.

Según fuentes de Interior, los Mossos d’Esquadra permitirán que los exconsejeros que acudan hoy a los departamentos puedan acceder a sus despachos y recoger sus pertenencias. La medida no contraviene ninguna norma. En el caso de que lleven a cabo otro tipo de actividades, relacionadas con las carteras que dirigían, los Mossos esperarán órdenes judiciales sobre cómo actuar. Paralelamente, la cúpula de la policía autonómica ordenó ayer la retirada de las fotografías de los ex miembros del Govern de las dependencias y edificios oficiales de la institución.

El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, en otro orden de cosas, envió ayer una carta abierta a todos los cuerpos policiales que desempeñan sus funciones en Cataluña, incluidos los Mossos, instándoles a potenciar la cooperación. También les recordó su obligación de “acatar las órdenes”.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar