Coren promueve la recogida de castaña gallega para su gama Selecta de cerdos

Con el objetivo de disponer de castaña en cantidades suficientes para las necesidades de su gama Selecta de cerdo alimentado con castañas, el Grupo Coren está promoviendo la recogida de este fruto en Galicia durante la presente temporada.

Así, y en consonancia con el crecimiento que está experimentando la gama Selecta, Coren
elevará sus previsiones de adquisición de castaña en la actual campaña, partida que se
destinará a la alimentación de los cerdos durante el próximo año. En concreto, si para el
presente año 2017 la cooperativa adquirió más de tres millones de kilos destinados a la
alimentación de los cerdos Selecta, el objetivo para 2018 se sitúa en más de 4,5 millones de
kilos de castaña, lo que representa una aportación económica al campo gallego de más de
siete millones de euros. De este modo, además de fomentar la recuperación y el cuidado de los
bosques de castaños en Galicia, la cooperativa presidida por Manuel Gómez-Franqueira
contribuye a la dinamización del campo gallego.

Para la alimentación de los cerdos Selecta, Coren adquiere la castaña en temporada. Luego,
pasa por un proceso de pelado y cocción (para evitar el amargor de la cáscara y facilitar su
digestibilidad), y posterior congelado, lo que permite su conservación con el fin de tener
disponibilidad para la alimentación de los cerdos durante todo el año, manteniendo
intactas sus propiedades nutricionales.

En este sentido, la puesta en marcha de la gama Selecta de cerdo alimentado con castañas
hace ya cinco años está teniendo su efecto en la recuperación de los bosques de castaños en
Galicia, puesto que ha dinamizado el sector al elevar la demanda y se ha traducido en un
incremento del precio pagado a los productores. Además, ante las buenas perspectivas de
crecimiento de la carne de la Gama Selecta en el mercado, Coren prevé que el volumen de
castaña adquirida en Galicia para la alimentación de los cerdos continúe creciendo durante
los próximos años.

Estas iniciativas dan un impulso al cultivo de la castaña, sector que hasta el momento sufría las
consecuencias del abandono de los bosques y la falta de plantaciones ordenadas. La
cooperativa promueve también el cuidado de los castaños y la lucha contra las plagas que le
afectan, como la avispilla del castaño procedente de Asia y que se ha detectado en Galicia desde
hace cinco años. El Grupo Coren defiende que se realice un proceso de regularización, que
permita poner en valor los castaños como un cultivo rentable –solo requieren unos cuidados
mínimos–, y que supone un importante complemento de la economía familiar. De hecho, según
los estudios del sector, la rentabilidad de una plantación cuidada y con variedades de valor
añadido puede superar la de una hectárea de viñedo.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar