Pedro Arcas, Montesinos y otros inolvidables de Radio Ourense

 Entre las historias de este querido Ourense que es una pena no conservar destaca la memoria de lo que fue el inicio de la radio en esta ciudad, gracias a la iniciativa empresarial de Ramón Puga y un planten de creativos colaboradores, a cual más imaginativo. Ni los medios técnicos de entonces (el primer magnetófono era de hilo) ni la propia conciencia del valor de lo que hacían permitió que se conservase ni tan siquiera los guiones, al menos que yo sepa o haya logrado descubrir. Todavía alcancé a conocer y tratar a alguno de aquellos pioneros.

A los locutores de plantilla como Antonio de Castro Montesinos, Pedro Arcas o Teresina, hay que unir una extensa lista de colaboradores, actores, locutores de espacios dramáticos, como lo fueron Ángel Huete, Segundo Alvarado, Sarita Moure, Nolita Nolasco, Pura Vázquez, López Morais, Alcaráz y otros, pero sobre todo el entrañable Luis Madriñán Neira, autor de unas inolvidables “Charlas al viento”, evocaciones costumbristas de un Orense pasado, de enorme valor testimonial e histórico. De este personaje les contaré con calma otro día. Caballero singular, tenía una voz nasalizada, personalísima. Presentaba los festivales en el Teatro Principal, vivero de divertidas anécdotas.

Pero por Radio Ourense pasó todo el mundo: desde José Manuel Novoa a Ellacuriaga o José Luis Varela. La lista es interminable. Fundada en 19 de julio de 1939, la nueva emisora fue pronto la expresión del pálpito cultural de la ciudad.

De los programas de la primera época de la radio destaca “Proscenio”, una adaptación del famoso espacio “Fiesta en el aire”; es decir, un desfile de artistas de tal éxito, que incluso salía de los estudios y cada mes se celebraba una gran final en uno de los teatros con los artistas seleccionados. Por cierto que Montesinos contaba que gracias a este espacio conoció a su esposa. Otro programa de éxito fue “Palestra”, espacio deportivo que nada tendría que envidiar a los de ahora.
Entre aquellos maestros de la radio, aparte de Montesinos, a quien traté menos, recuerdo la singularidad de Pedro Arcas. Hombre culto y singular. En aquella época era obligatorio que todas las emisoras conectaran a las 14,30 con Radio Nacional para retransmitir “el parte”. Siguió llamándose así desde la guerra civil, por ser la hora en que se daba el parte de guerra en el bando llamado nacional.

Antes del “parte” se leían las esquelas, y Pedro Arcas, con el pitillo colgado de la comisura de los labios hacía un comentario en directo, sin escribir nada, cuya extensión variaba según el espacio disponible, en función de las esquelas del día.

Era sencillamente genial. Por ejemplo, cuando comentaba un partido decía cosas como…”fulano fue el imperativo categórico del encuentro” y cosas así.

Pero la mejor crónica que yo recuerdo fue la que dedicó a un partido de la Copa de Franco, en el que el Ourense batiera en el Estadio entonces llamado “José Antonio” a un equipo de primera, si la memoria no me falla, que fuera el Athletic de Bilbao. ¡Daría algo porque se conservara aquella crónica! Creó una situación de suspense y decía más o menos así, subrayando que, pese al resultado, lo más importante no eran una serie de cosas previa. Mi memoria recuerda:
“Lo más importante no ha sido el excelente estadio del campo del Couto. Lo más importante no ha sido la brillantez del juego practicado por el Ourense tanto en el ataque, defensa y medios; lo más importante no ha sido la correcta y entusiasta actitud del público; lo más importante no ha sido el correcto comportamiento deportivo de los dos clubes; lo más importante no ha sido la correcta actuación del árbitro y los liniers; lo más importante no ha sido la seguridad del cancerbero del equipo local….” Y de este modo siguió la crónica del partido como deshojando una inacabable margarita de todo lo que no fuera importante en aquel encuentro. Pero con el entusiasmo de su crónica no se dio cuenta de que se le agotara el tiempo sin decir a sus expectantes oyentes, entre los que me encontraba, qué fuera lo más importante. Le indican del control que hay que conectar. Y el genial Pedro Arcas resuelve: “Lo más importante ha sido….Bueno, ya nos entendemos todos…Conectamos con Radio Nacional.”

Nunca se supo que fuera lo más importante en aquel memorable partido. ¡Genial Pedro Arcas!

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar