May negociará el Brexit con un gobierno sin mayoría

El partido conservador de la primera ministra británica, Theresa May, ganó ayer las elecciones en el Reino Unido, si bien no pudo revalidar la mayoría absoluta tras obtener 318 escaños, 13 menos de los que tenía. Por ello, May deberá afrontar las negociaciones del Brexitcon Bruselas con un gobierno debilitado que, según coinciden en destacar los diarios, buscará el apoyo de los unionistas del Ulster, que obtuvieron 10 escaños.

Tras acudir a Buckingham para pedir autorización a la Reina para formar Gobierno, compareció ante la puerta de Downing Street. Theresa May dijo que su Gobierno aportará “certeza” en un momento “crítico” para el Reino Unido, pero con el respaldo de sus “amigos y aliados del Partido Democrático Unionista (DUP)”. “Esto nos permitirá unirnos como país y canalizar nuestras energías hacia un acuerdo exitoso del Brexit que funcione para todos en este país, asegurando una nueva asociación con la UE que garantice nuestra prosperidad a largo plazo”, añadió. May optó por la continuidad en las principales carteras del Ejecutivo, por lo que conservarán sus carteras los ministros de Exteriores, Interior, Economía y Defensa, así como el designado para la salida del Reino Unido de la UE.

Posteriormente, en una breve declaración a la cadena BBC, May dijo que “reflexionará” sobre cómo lograr que el Partido Conservador “avance” en el futuro y admitió que quería “un resultado diferente” al obtenido.

Los contactos entre los tories y la DUP comenzaron la misma noche electoral. La líder unionista, Arlene Foster, dijo que el acuerdo aún no se había alcanzado pero que ambos partidos exploraban “cómo proporcionar estabilidad a la nación en este tiempo de desafío”.

Mientras, el Partido Laborista obtuvo por 20 votos el último escaño en liza, por lo que finalmente se queda con 262 escaños en la Cámara de los Comunes. El líder laborista, Jeremy Corbyn, se declaró el vencedor de los comicios y pidió la dimisión de May para dejar paso a un Gobierno “que sea verdaderamente representativo”. Corbyn dijo que su formación está “preparada para servir” al Reino Unido, pero descartó una coalición.

Por otro lado, el Partido Liberal Demócrata logró subir de 9 a 12 diputados, mientras que el gran perdedor fue el UKIP, que no logró ningún escaño. Mientras, el SNP escocés sufrió un revés electoral y pasó de 56 a 35 escaños.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar