Díaz y Sánchez llaman a la unidad del PSOE

Susana Díaz y Pedro Sánchez, candidatos a la Secretaría General del PSOE, coincidieron ayer en Sevilla y a la misma hora en sendos actos de campaña en donde apelaron a la unidad del partido a dos días de la celebración de primarias. Andalucía, según destacan los diarios, podría ser clave a la hora de decidir quién será el próximo secretario general socialista.

Ante más de 3.000 personas en el Muelle de las Delicias, Susana Díaz prometió trabajar por la unidad, el respeto y la convivencia para «reforzar la fraternidad», e hizo un llamamiento a recuperar «la autoestima, el orgullo y la moral de victoria». «Un partido que no se resigne, que sepa que es la alternativa de gobierno y que se sienta orgulloso de su pasado para sentirse orgulloso del presente y del futuro», añadió. Arropada por el exvicepresidente del Gobierno Alfonso Guerra y varios miembros y dirigentes del PSOE andaluz, Díaz prometió liderar el PSOE «con humildad» porque dijo ser consciente de que no todo se ha hecho bien. La candidata a liderar el PSOE se refirió en varias ocasiones al líder de Podemos, Pablo Iglesias, a quien acusó de querer «intimidar» a los socialistas.

Por su parte, Pedro Sánchez garantizó en el Muelle de la Sal que si gana las primarias habrá unidad y apeló al PSOE de Andalucía «de siempre» y a su responsabilidad para «liderar el cambio». Ante más de 2.000 seguidores, Sánchez pidió el voto para «situar al PSOE donde se merece» sacarlo de «la deriva y poner rumbo a La Moncloa». El candidato lamentó que haya «una izquierda que le sienta como un guante a Rajoy», en referencia a Podemos, y criticó la moción de censura de Pablo Iglesias al que acusó de «montar un número». Sánchez reclamó que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, acuda al Congreso y dimita y denunció que el Ejecutivo «sólo está pendiente de su horizonte judicial». En el acto estuvo acompañado de la alcaldesa de París, Anne Hidalgo, quien destacó el trabajo para «reinventar» la socialdemocracia que está haciendo Pedro Sánchez.

En una entrevista en EL PERIÓDICO, Sánchez augura que su partido gobernará pronto «con moción de censura o con elecciones». Asimismo, critica el programa de Díaz porque lo que quiere es «esconder a los militantes». Sánchez insiste en reconocer a Cataluña como una nación y a España como una nación de naciones.

Por su parte, el tercer candidato a liderar el PSOE, Patxi López, hizo ayer un llamamiento a la militancia para frenar las «máquinas de guerra, el insulto y el odio» de sus dos rivales y buscar un pacto de unidad con el que «salvar» a un partido «roto y enfrentado». En un acto en Madrid, advirtió de que la derecha no teme ni a Díaz ni a Sánchez, sino a un PSOE unido.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar