Una demanda papal en Fátima: «concordia entre todos los pueblos»

El Papa Francisco está en Portugal para una visita apostólica al Santuario de Fátima, en el ámbito del Centenario de las Apariones, y durante la cual canonizará los pastoes Jacinta y Francisco Marto ante más de un millón de personas concentradas ya.

Francisco es el cuarto papa a visitar Portugal, tras Pablo VI (1967), Juan Paulo II (1982, 1991 y 2000) y Benedicto XVI (2010).
El papa Francisco pidió «la concordia entre todos los pueblos», en la oración que hizo en la Capilla de las Apariciones, en el Santuario de Fátima, donde llegó por la tarde.

Repitiendo sus preocupaciones en relación a los conflictos que ocurren en diversas partes del mundo, como «obispo vestido de blanco», pidió a nuestra Señora para, «en el más íntimo» de su «Inmaculado corazón», que vea «los dolores de la familia humana que gime y llora en este valle de lágrimas».

El Papa evocó, en la ocasión, el ejemplo de los beatos Francisco y Jacinta Marto, que serán canonizados en el inicio de la eucaristia en el recinto del Santuario de la Cova de la Iría.

«Recorreremos, así, todas las rutas, seremos peregrinos de todos los caminos, derrumbaremos todos los muros y venceremos todas las fronteras, saliendo en dirección a todas las periferias, revelando la justicia y la paz de Dios», afirmó Francisco en su oración, añadiendo: «Seremos, en la alegría del Evangelio, la Iglesia vestida de blanco, en la sangre del Cordero derramado aún en todas las guerras que destruyen el mundo en que vivimos».

Francisco hizo esta oración tras haber rezado ante la imagen de Nuestra Señora de Fátima durante cerca de ocho minutos, al largo de los cuales los miles de peregrinos presentes en el santuario, tal como el Papa, se mantuvieron en silencio.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar