Satisfacción por los más de 600 libros del Banco Gallego para el Archivo de Galicia

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, destacó el valor histórico y cultural de los más de 600 libros del fondo documental del Banco Gallego que, desde ahora, estarán a la disposición de todos los gallegos en el Archivo de Galicia.

Durante el acto de entrega del fondo por parte de la Fundación Banco Sabadell, Feijóo destacó que entre los ejemplares custodiados en el Archivo de Galicia figuran todo tipo de documentación de bolsa, de factura, de billetes, de caja o de negociados, y también las copias de las cartas del Banco Gallego, en las que se recoge la cultura de comunicación y de relación de la empresa.

Al respecto, aseveró que, a través de su huella, se podrá conocer el papel que desarrolló la banca en la vida de los gallegos desde 1760 hasta el inicio del siglo XX, desde todos los puntos de vista: lo de los clientes, pero también los de los propios fundadores del banco, que desarrollaron una intensa actividad industrial y comercial en ámbitos como la fabricación de cueros, las conservas o la obra pública.

El presidente de la Xunta recordó que, fruto de esta concepción, que aspira a entender a Galicia actual desde sus raíces es la creación de la Memoria Digital de Galicia, que empleará la tecnología para llevar a los gallegos de hoy y de mañana lo que hicieron los gallegos de ayer.

Después de precisar que el préstamo en comodato que hoy se recibe no supone un cambio en la propiedad de los documentos, pero sí una universalización en su acceso, el responsable del Gobierno gallego trasladó el deseo de que los casi 3000 libros que constituyen el archivo histórico del Banco Gallego acaben reposando en el Archivo de Galicia, y constituir así una de las colecciones estrella albergadas por la Cidade da Cultura.

Además del valor histórico, Feijóo puso de manifiesto el gran valor de estos fondos como testigos de un fenómeno que caracterizó buena parte de nuestra historia: la emigración a América.

Al respecto, aseveró que estos documentos permiten probar la correlación entre las remesas enviadas desde la diáspora y la redención de los foros, que les permitió a los labradores acceder a la propiedad de las tierras que trabajaban desde había siglos.

Feijóo concluyó recordando que el Archivo de Galicia custodia otras colecciones singulares como la de la Banca Bengoechea o la de la familia Vilariño Pintos, la primera en abrir un camino de donaciones al que cada vez se unen más particulares y empresas.


© 2011 Galega de Comunicación e Información, S.L.U. - Aviso legal - Contacto