Una imagen despectiva del Papa en un cartel acaba en denuncia judicial

El concejal de Cultura del Ayuntamiento de A Coruña, José Manuel Sande, tendrá que comparecer ante el juzgado tras la denuncia realizada por una asociación coruñesa por lo que considera un delito de ofensa de sus creencias religiosa al conocer el cartel del Entroido en la ciudad con la imágen del Papa Francisco con una copa en la mano y un supuesto grado de alcoholismo.

La iniciativa del concejal acusado tiene el apoyo del alcalde coruñes, Xulio Ferreiro, quien niega que la imágen se refiera al Papa, pese al impacto negativo que ha tenido en la opinión pública.

La Asociación de Viudas de A Coruña tomó la iniciativa de presentar la denuncia en un ambiente en el que algunos partidos se mostraron molestos y también el Obispado de A Coruña.

La presidenta de la Asociación de Viudas, Aurora Carro, califica de «impresentable» al autor del montaje gráfico pero culpa sobre todo a los responsables municipales que lo que lo autotirzaron. La entidad denunciante ha planteado literalmente en el escrito que el cartel «hiere lo sentimientos de los creyentes y provoca una burla a las creencias de miles de coruñeses y ofende a cuantos católicos y no católicos sienten un respeto profundo por la persona del Papa».

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar