Psicólogos acompañaron a las familias y a los vecinos durante la noche en el lugar del suceso

La Xunta puso la disposición de los familiares de las víctimas a los profesionales del Grupo de Intervención Psicológica en Emergencias y Catástrofes (GIPCE) con el que colabora habitualmente lo CAE 112 Galicia. Los psicólogos acompañaron a las familias de las víctimas hasta bien entrada la madrugada y permanecen en alerta por se fueran, nuevamente, requeridos sus servicios.

La madre y la hermana de la mujer fallecida también tuvieron que recibir asistencia sanitaria, segundo confirmaron desde Urgencias Médicas que desplazó varias ambulancias hasta el lugar. Fueron varios particulares que, al hilo de las 20:15 horas,  llamaron al 112 Galicia para pedir ayuda. Todos indicaban que  habían escuchado varias explosiones y que la casa había comenzado a arder. Además, aseguraban que se escuchaban gritos de gente en el interior del inmueble.

El personal del Centro de Atención a las Emergencias del 112 Galicia, tras recibir la primera llamada de alerta, activó un operativo, que congregó en Chapela además de los medios sanitarios, a los Bomberos de Vigo y de Baixo Miño, agentes de la Policía Nacional y Local y al personal del Ayuntamiento y de Protección Civil de Redondela. Miembros de la Cruz Roja y de la empresa suministradora del gas también ofrecieron sus servicios a través del CAE 112 Galicia.

Pasados unos minutos de las 00:30 horas de esta madrugada los Bomberos daban por finalizadas las tareas de extinción. Ardió la vivienda en su totalidad.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar