Iglesias y Errejón, en posiciones opuestas sobre el futuro de Podemos

Pablo Iglesias_Íñigo Errejón_escanos Congreso Podemos_confrontación

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, y el número dos del partido, Íñigo Errejón, presentaron ayer sus propuestas políticas para marcar la estrategia política que deberá seguir el partido tras la II Asamblea Ciudadana Estatal de Vistalegre, en las que se constatan las diferencias entre ambos de cara al futuro de Podemos. Mientras Iglesias prioriza las protestas y apuesta por un partido con líderes activistas, Errejón pide un cambio de rumbo y un acercamiento a los socialistas.

En su ponencia titulada Plan 2020. Ganar al Partido Popular y gobernar España, Iglesias asegura que sus representantes políticos “no pueden convertirse en políticos” y aboga por “activistas institucionales” cuyo papel “no puede limitarse al trabajo en los diferentes Parlamentos”. “Debemos estar en todos y en cada uno de los conflictos sociales y escuchar a los movimientos”, exige, y pide no caer en “tacticismo parlamentario”. Iglesias coincide con Errejón en que Podemos se equivocó el 20-D y el 26-J. “Cometimos errores en campaña por parecer menos creíbles”, señala, mientras que su postura respecto al PSOE fue la “adecuada”. En su opinión, los socialistas actúan como “maquillaje social del Gobierno”. Pide que Podemos no se convierta en “una coalición de familias o de partidos dentro del partido” y apuesta por formar parte de “algo más amplio”.

Por su parte, Errejón apuesta por “corregir el rumbo de los últimos meses” para mostrarse un Podemos útil en las instituciones y más abierto, que vuelva a apelar a las mayorías sociales amplias y pueda llegar a acuerdos con otros partidos. En su ponencia Desplegar las velas. Un Podemos para gobernar, el secretario político asegura que tras el 20-D se produjo un “parteaguas en la historia” del partido, un “punto de bifurcación”. Errejón explica el resultado tras el 26-J en “la gestión en las negociaciones de Gobierno improductivamente y la percepción de inmadurez y soberbia” por una parte importante de su potencial. En su opinión, el partido está “perdiendo un tiempo precioso” por mantenerse en una “senda resistencialista” en lugar de tomar la iniciativa. Aboga por que Podemos represente un “proyecto de normalidad alternativa”, recuperando la iniciativa institucional, dirigiéndose a sectores más amplios y llegando a acuerdos si es necesario. Según explica, la relación con el PSOE debe ser “inteligente y laica” y no estar basada en el “choque frontal”.

Los diarios dan cuenta de la división existente en Podemos. Para EL PAÍS, Podemos “se parte entre una opción radical y otra moderada”. Según el diario, las ponencias de Iglesias y Errejón “recrudecen la guerra en Podemos”. EL MUNDO y LA VANGUARDIA coinciden en que Iglesias y Errejón tienen “proyectos antagónicos”. Según ABC, “las diferencias se agrandan en Podemos”. LA RAZÓN destaca que Errejón “dinamita un pacto con Iglesias y le acusa de inmaduro”

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar