Las plazas para formación de desempleados serán multiplicadas por tres

Consello xunta_12012017_2_VTR

El Consello da Xunta analizó dos asuntos relativos a una de las principales herramientas de las que disponemos para adaptar nuestro sistema educativo a las necesidades de nuestro tejido económico: la Formación Profesional. En primer lugar se multiplica por tres el presupuesto, el número de centros, de cursos y de plazas disponibles de la red pública de formación para desempleados. “Hasta ahora dedicábamos 3 millones, ahora serán 10 y hablábamos de 1.000 alumnos, ahora serán 3.200”, afirmó el presidente, Alberto Núñez Feijóo.

Esto se consigue comenzando a impartir este tipo de formación en 44 centros educativos más: 25 de Educación Secundaria y 19 de Formación Profesional, para que los profesores de FP impartan formación a las personas en paro. Cada uno de los cursos que se comenzarán a impartir en estos centros ofrecerá entre 10 y 15 plazas, por lo que en total esta medida supondrá la creación de hasta 3.200 nuevas plazas.

Estos centros de FP y ESO se sumarán a los 12 centros integrados de formación para el empleo. En total, en los 56 centros se impartirán, a lo largo de este año y hasta agosto de 2018, 334 cursos. “Todos ellos dan acceso a un certificado de profesionalidad que tiene validez nacional, son cursos que acreditan en toda España la formación de la persona”, explicó Feijóo. Además, los cursos seguirán impartiéndose en las academias tradicionales de formación.

 

 

TRES GRANDES VENTAJAS

 

De los 10 millones que se dedicarán la este programa, 6 atardecer para mejorar la equipación de los centros donde se imparte Formación Profesional y 4 para pagar al profesorado y los cuestes de funcionamiento. Estos cursos se impartirán fuera del horario lectivo, por las tardes o por las noches, por lo que los profesores de FP los cobrarán como horas extra. ?Conseguimos tres cosas ?indicó el presidente de la Xunta?: utilizar la potencia instalada de FP en Galicia, mejorar las condiciones retributivas de los profesores y mejorar las equipaciones de los centros, como máquinas o talleres, que serán utilizados por la totalidad de los alumnos?.

Los colectivos preferentes para estos cursos serán las mujeres, los parados de larga duración y los menores de 30 años. Además, si las personas sin empleo no cobren todas las plazas, podrá reservarse hasta un 25% de ellas para trabajadores en activo. La formación se va a centrar en la Industria 4.0, con grandes perspectivas de futuro. ?Un bueno medidor de la importancia de estos cursos es su tasa de inserción laboral, que consigue el 56%?, dijo Feijóo. ?El Gobierno autonómico va a seguir trabajando para crear empleo y, dentro de las posibilidades que tiene una Administración autonómica, para mejorar la calidad del empleo?, añadió.

 

INSERCIÓN LABORAL

 

También en el campo de la inserción laboral y de la Formación Profesional, el Consello da Xunta analizó un informe que revela que el 76,5% de las personas que se escalonaron en FP en el curso 2013/14, sobre el conjunto de activos, están trabajando en la actualidad. ?Esto supone 25 puntos más que los que declararon que trabajaban en la última encuesta, del curso 2011/2012?, explicó el presidente. Este informe se elaboró a partir de 3.000 encuestas.

Feijóo también subrayó que la matriculación en los ciclos de Formación Profesional subió un 45% nos últimos ocho años, pues pasamos de 34.700 alumnos matriculados en el curso 2008/09 a 50.300 nos curso actual. ?Por segundo año consecutivo, hay más gente matriculada en la FP que en Bachillerato ?dijo?. Esta evolución, indudablemente positiva, es fruto de una apuesta estratégica en materia de Formación Profesional y de un movimiento de implantación de nuevas modalidades como la FP Dual, la FP Básica o la FP la distancia?.

Analizando al por menor los datos de la encuesta, por género, la inserción laboral es prácticamente idéntica. En el promedio, la de los hombres es dos puntos superior, pero en los ciclos de grado superior a inserción de las mujeres consigue el 81,6%, 1,4 puntos más que la de los hombres. Por grado, los ciclos de grado superior presentan una inserción laboral del 80,9%, nueve puntos superior que los de grado medio. ?Canta más intensidad tiene la Formación Profesional, más probabilidades de inserción en el comprado laboral?, afirmó el presidente.

Por provincias, la que lidera la inserción laboral es la de Lugo, con un 78,7%. El promedio de las otras tres provincias se sitúa en el 76%. Por familias profesionales, destaca la inserción de las de Instalación y mantenimiento, Fabricación mecánica, Servicios socioculturales y a la comunidad, Marítimo-pesquera y Energía y agua, que supera en todos los casos el 80%.

El informe también nos ofrece información sobre el tiempo que les llevó a los titulados encontrar empleo y la adecuación del ciclo al puesto de trabajo que desempeñan en la actualidad: el 70,6% obtuvo algún puesto de trabajo en los dos años transcurridos y, de entre estos, el 68,8% lo hizo en menos de seis meses. Además, el 63% desempeña en la actualidad un empleo relacionado con el ciclo formativo cursado. ?Son datos que acreditan que las nuevas políticas de formación de desocupados tienen que pasar por la Formación Profesional?, concluyó.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar