La oposición califica el discurso de «triunfalista» mientras que C´s percibe un «cambio de rumbo»

Los grupos de la oposición criticaron el discurso de Mariano Rajoy, que, en líneas generales, calificaron de «triunfalista» y de «trámite». Sólo Ciudadanos, que apoyará la investidura de líder del PP, valoró el «cambio de rumbo». Asimismo, el PSOE tuvo que escuchar reproches de otros grupos por facilitar la investidura de Rajoy, ataques sobre todo por parte de Podemos y de los independentistas catalanes.

Fuentes socialistas indicaron ayer que su portavoz, Antonio Hernando, subirá hoy a la tribuna de oradores para defender que el PSOE se abstendrá en la segunda votación «en beneficio del interés general de los españoles», pero recalcará que no significa «ni mucho menos un apoyo a su gobierno ni a sus políticas». En este sentido, la portavoz adjunta del PSOE, Isabel Rodríguez, dijo ayer que por ellos votarían ‘no’ «eternamente» a Rajoy, pero que no se trata de los socialistas sino del país, que necesita desbloquearse. Desde el PSC, Meritxell Batet afeó a Rajoy que no haya ofrecido «ningún tipo de solución para Cataluña» en su discurso.

El portavoz de Unidos Podemos en el Congreso, Íñigo Errejón, consideró que el discurso de Rajoy «no aporta novedades», y que el líder del PP busca «la rendición por aburrimiento y agotamiento». En respuesta al llamamiento al diálogo, respondió que les seguirá teniendo enfrente mientras no enmiende sus políticas fallidas. Asimismo, dijo que al PSOE le será muy difícil liderar la oposición y al tiempo «poner a Rajoy en La Moncloa». El portavoz de En Comú Podem, Xavier Domènech, reprochó a Rajoy que haya ofrecido «continuismo» para Cataluña en su «gris y aburrido» discurso. Por su parte, el coordinador general de IU, Alberto Garzón, censuró que Rajoy no tenga intención de dar marcha atrás en las reformas y en los recortes. La portavoz de En Marea, Alexandra Fernández, cargó contra PP, PSOE y Ciudadanos, que, en su opinión, han constituido «la gran coalición del partido único».

El portavoz de ERC, Joan Tardá, dijo sentirse reafirmado en su idea independentista tras el discurso de Rajoy, que equiparó con «la carcundia» y «los hijos del franquismo». Desde el PDECat, Francesc Homs, vio en el discurso de Rajoy los fundamentos del «nuevo trío de las Azores», que, en su opinión, forman PP, PSOE y C’s. Homs dijo que a Rajoy le ha sobrado «algo más que vergüenza» en su posición respecto a Cataluña.

El portavoz del PNV en el Congreso, Aitor Esteban, criticó el discurso de Rajoy de «Santiago y cierra España», sin alternativa para Cataluña y Euskadi. El portavoz de Compromís, Joan Baldoví, recriminó la «faena de aliño» de un Rajoy «sin alma» que ahora apela al diálogo. La diputada de EH Bildu Marian Beitialarrangoitia no vio en el discurso de Rajoy voluntad de cambio, «ni pequeño ni grande». Por su parte, el diputado de Nueva Canarias, Pedro Quevedo, criticó el «autobombo» de Rajoy.

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, celebró en su cuenta de Twitter que Mariano Rajoy haya asumido, en su discurso en el Congreso, los «cambios de rumbo» requeridos por la formación naranja. Al término de la intervención del líder del PP, el portavoz de Ciudadanos en el Congreso, Juan Carlos Girauta, la calificó de «correcta», aunque «conformista y algo complaciente».

Por su parte, los portavoces de UPN, Íñigo Alli; Foro Asturias, Isidro Martínez Oblanca, y Coalición Canarias, Ana Oramas, manifestaron que comparten los principales objetivos que Mariano Rajoy expresó en su discurso de investidura y confían en que los acuerdos que mantienen con el PP se cumplan durante la legislatura.

Desde los agentes sociales, UGT valoró positivamente la disposición a recuperar el diálogo social, pero consideró insuficiente la oferta si no va acompañada de una revisión de las últimas reformas laborales. Por su parte, la CEOE dijo que colaborará con el Gobierno para alcanzar acuerdos en materia de empleo.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar