Sánchez, puerta a puerta en Móstoles

 

El candidato del PSOE, Pedro Sánchez, se lanzó ayer a buscar el voto de los ciudadanos visitando las viviendas de vecinos en la localidad madrileña de Móstoles. «Lo importante es hacer una campaña de cercanía, donde podamos explicar nuestras propuestas», dijo. Sánchez pidió a los vecinos su voto porque si el 26-J los «socialistas de corazón» salen a votar «será el último día de Rajoy».

Por su parte, la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, criticó en Sevilla que el líder de Podemos, Pablo Iglesias, quiera «borrar su historia» y pretender ser «socaldemócrata». «No se puede estar engañando», dijo. En su opinión es «la misma historia de Anguita, que le hacía el juego a Aznar y que nunca entendió por qué los españoles eligieron al PSOE». Díaz reprochó a Iglesias que diga que es amigo de los socialistas, cuando él es «amigo de sí mismo» y «representa el egoísmo», y le aconsejó que «no se emborrache de encuestas» no vaya a ser que el resultado no sea el esperado y «tenga que desmontar los muebles de Ikea». La presidenta andaluza también se dirigió a Mariano Rajoy, a quien calificó de «temerario, insensible y cruel» por «poner en peligro las pensiones».

Mientras, el portavoz del Comité Electoral del PSOE, Antonio Hernando, afirmó que en las elecciones del 26-J su partido sí que va a conseguir «desahuciar» a Mariano Rajoy de La Moncloa, después de que hace seis meses lo «impidió Pablo Iglesias». Hernando pidió a los ciudadanos que no les dejen que le metan miedo con «tanta encuesta» y criticó la «falta de respeto» de Iglesias por estar ofreciendo pactos y repartiendo sillas en bases a esas encuestas.

 

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar