«La legitimidad del Constitucional en Cataluña es poco menos que cero», asegura Munté

Neus Munté_vicepresidenta Generalitat Govern

Nada más conocerse la decisión del Tribunal Constitucional, la vicepresidenta en funciones del Govern, Neus Munté, dijo que mantienen «los efectos políticos de la declaración que aprobó un Parlamento legalmente constituido y con una mayoría absoluta». «La sentencia no detiene la voluntad política expresada por el Parlament», afirmó Munté. Al ser preguntada si la Generalitat desobedecerá la sentencia, indicó que lo «urgente» es disponer de un Govern que haga frente a la «ofensiva por tierra, mar y aire del Estado». Además, dijo que «la legitimidad del Constitucional en Cataluña es poco menos que cero».

De igual modo, el cabeza de lista de Democràcia i Llibertad al 20-D, Francesc Homs, descartó que haya cambios en el proceso soberanista tras la sentencia del Constitucional. Para Homs, intentar resolver la cuestión de Cataluña en los tribunales es un «error», que sirve para que aumente el número de independentistas.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, afirmó que la decisión del Constitucional «alegra y mucho» a la «inmensa mayoría» que creen «en la soberanía nacional y en la igualdad de los españoles». En un acto en Badajoz, Rajoy reafirmó que la soberanía nacional es «innegociable e intocable», y añadió que «la ley está para cumplirla», y si no se cumple «habrá que aplicársela».

El ministro de Justicia, Rafael Catalá confió en que las instituciones catalanas acaten la sentencia y ve «inimaginable» que un Gobierno o Parlamento autonómico decidan actuar al margen de la ley. De hecho, advirtió de que el incumplimiento tendría consecuencias penales.

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, exigió al independentismo catalán que «respeto la sentencia» y advirtió a Mas de que «el fin no justifica los medios». Para el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, la decisión del Constitucional es la esperada para frenar una «barbaridad jurídica y política». Por su parte, el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, insistió en que los problemas políticos deben solucionarse «políticamente» y no con «atajos jurídicos».

ABC resalta en su primera el «portazo al secesionismo», y titula: «El TC constata que el independentismo busca ‘fundar un nuevo orden político». Por su parte, EL PAÍS titula con una frase de la sentencia del Constituci0nal: «El Parlament no puede erigirse en fuente de legitimidad». También EL MUNDO cita la sentencia en su titular: «No hay más legitimidad que la Constitución». Según LA VANGUARDIA, «el TC niega que se pueda oponer la democracia a la Constitución». EL PERIÓDICO apunta que «el TC sugiere a Catalunya la vía de la reforma constitucional». Por último, LA RAZÓN subraya: «El Constitucional sentencia: la declaración independentista de Cataluña ya no existe».

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar