Disturbios en Salou por la muerte de un senegalés durante un registro

Incidentes en Salou

La muerte de un senegalés al caer desde un tercer piso durante un registro de los Mossos en una operación contra el top manta provocó incidentes en la localidad catalana de Salou. Los hechos ocurrieron a primera hora de la mañana, cuando los Mossos, en el marco de una investigación contra el top manta iniciada en abril pasado, efectuaron registros, en presencia de una secretaria judicial, en tres viviendas de Salou. El intendente de los Mossos Xavier Gámez explicó a los periodistas que al entrar en una de estas viviendas un hombre huyó corriendo hacia el balcón, se subió a la barandilla y se precipitó al vacío.

Al trascender la noticia, unas 200 personas se concentraron ante el domicilio donde ocurrieron los hechos. Los antidisturbios establecieron un cordón policial para facilitar que saliera la furgoneta con el cadáver. Un parte de los concentrados arrojaron piedras, sillas y mesas de los bares cercanos. Los Mossos respondieron con cargas para dispersar a los manifestantes que acudieron a un paso a nivel cercano al lugar de los hechos y arrojaron contenedores a las vías del tren. La circulación entre Cambrils y Tarragona quedó interrumpida. Salou recuperó la normalidad a primeras horas de la noche.

Todos los diarios se hacen eco de los sucesos de Salou. «Tensión racial en Salou», titula en su primera ABC. También en su portada LA RAZÓN destaca la «revuelta de manteros en Salu». De igual modo, EL PERIÓDICO habla de «revuelta en Salou por la muerte de un mantero». LA VANGUARDIA destaca que «la muerte de un mantero desata una batalla campal en Salou». EL MUNDO subraya «la furia de los top manta«. Mientras, EL PAÍS alude a «denuncias de racismo en Salou».

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar