La alcaldesa de Viveiro elude el cese por juicio dándose de baja en el PSOE

Maria Loureiro_PSOE_alcaldesa de Vieiro

La alcaldesa de Viveiro, la socialista María Loureiro, ha asegurado que se encuentra «tranquila» ante la apertura de juicio oral contra ella por un supuesto delito de prevaricación urbanística y ha ratificado que no dejará su cargo, aunque sí se ajustará al código ético del PSdeG, en el que dejará de militar.

Lo ha manifestado ante el auto del Juzgado de Instrucción Número 2 de Viveiro, que también ha dictado apertura de juicio oral contra su teniente de alcalde Isabel Rodríguez y contra tres exconcejales del PSOE y del BNG que formaron parte de las juntas de gobierno que, entre 2006 y 2008, otorgaron una serie de licencias por silencio administrativo.

El auto también requiere a los acusados para que, conjunta y solidariamente, en el plazo de una audiencia, presten fianza de 6.000 euros para asegurar «las responsabilidades pecuniarias» que se les puedan imponer.

Igualmente, sin incluir fecha para el juicio oral, declara órgano competente para el conocimiento y fallo de la causa a la Audiencia Provincial de Lugo.

«NO ES UNA SENTENCIA CONDENATORIA»

«Estoy tranquila; entraba dentro de lo previsto y esto no es una sentencia condenatoria», ha remarcado, al tiempo que ha asegurado que ella y sus compañeros demostrarán que actuaron «conforme a la legalidad» y «conforme a los informes técnicos». «Estamos tranquilos», ha asegurado.

Loureiro ha avanzado que su intención es «continuar como alcaldesa» y ha recordado que «esto ya saltó antes de las municipales». «Nosotros no escondimos nada; todos los vecinos de Viveiro sabían lo que había y, aún así, en las urnas, recibimos su apoyo», ha aseverado.

Por ello, se siente respaldada para continuar su labor en el Consistorio y ha reiterado que, como no hay sentencia condenatoria, ella y su equipo continuarán trabajando «por y para Viveiro».

CUMPLIR EL CÓDIGO ÉTICO

Diferente es que continúe en el PSdeG, aunque se siente respaldada por su dirección, que confía en la inocencia de la regidora. Con todo, llegado el momento, cuando se fije fecha para el juicio oral, fuentes de la dirección autonómica del partido han ratificado a Europa Press que se aplicará el código ético.

Dicho código ético determina que ningún socialista se sentará en el banquillo ligado a la formación. Loureiro asume este precepto y si fuera preciso, pese a ser «socialista de cuna», aceptará cumplir el mandato y causar baja en el PSdeG «sin ningún problema y con total responsabilidad».

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar