Lores espera que «cambien las posiciones» para que Ence abandone la ría

ENCE_Celulosas de Pontevedra

   El alcalde de Pontevedra, el nacionalista Miguel Anxo Fernández Lores, ha esperado que «cambien las posiciones» en las próximas citas electorales que tendrán lugar antes de 2018 –generales y autonómicas–para que Ence abandone la ría.

Preguntado por si cree que la Xunta tiene tomada una decisión con respecto de Ence, el alcalde de Pontevedra ha opinado, en una entrevista en RNE recogida por Europa Press, que sí. Sin embargo, ha subrayado que, antes de 2018, habrá «muchas elecciones» –generales y autonómicas–. «Las municipales ya las hubo y, por si había alguna duda, el sector pro Ence llevó una paliza como un mundo de dios», ha considerado, justo antes de decir que esto «no es extrapolable».

«Supongo que, en las generales, va a llevar una paliza el PP y yo espero que el PSOE también. Por tanto, esperemos que cambien las posiciones», ha confiado, para luego denunciar que «se están tomando decisiones a favor del consejo de administración de Ence, donde, curiosamente, hay dos miembros del PP que tuvieron responsabilidades medioambientales tanto en el Estado como en Galicia».

«Lo que nos queda es que haya un cambio importante en España y en Galicia que haga poner las bases para que, realmente, se cumplan los deseos de la gran mayoría de los pontevedreses, que es recuperar la ría», ha recalcado.

CANDIDATURA GALLEGA

El alcalde de Pontevedra ha asegurado que «nunca vendrá de fuera remedio o esperanza» y, por ello, ha apostado por una candidatura gallega para las próximas elecciones generales, conformada por fuerzas políticas gallegas, de «obediencia gallega» y con «intereses gallegos».

«La postura del BNG es conocida, la mía también: nunca vendrá de fuera remedio o esperanza. El planteamiento que está haciendo Podemos es absolutamente impresentable a nivel de estado», ha defendido Lores, para luego subrayar que el partido de Pablo Iglesias es «más centralista que el PP y el PSOE juntos».

De este modo, aunque admite que BNG y Podemos pueden coincidir en «ciertas cuestiones», considera que los resultados electorales de la formación de Pablo Iglesias, en caso de que saque «muchos votos», «no van a ser una solución para Galicia». «Que saque muchos votos Podemos no significa en modo algunos que se defiendan los intereses de Galicia».

Preguntado por un posible papel de Esquerda Unida en esta candidatura gallega, Lores ha hecho hincapié en que se trata de una fuerza política «claramente estatal». «Yo, a EU, no creo que la haya que contar», ha destacado, para luego precisar que, aunque puede coincidir con ellos en «muchas cosas», el BNG no debe ir con «ninguna fuerza de decisión estatal».

«A partir de ahí no va a depender del BNG», ha indicado, para luego señalar que dependerá de si otras fuerzas políticas «quieren unirse o no». Con todo, ha explicado que si el Bloque «decide ir a las elecciones generales» y a él no le «gusta exactamente», será «responsable con su militancia y hacer campaña».

Preguntado por el Día da Patria, que se celebrará el próximo 25 de julio, ha manifestado que «todo lo que sea sumar» es «positivo». Además, espera que sea una fecha «reivindicativa, importante y masiva».

PIDE TRATO «DISTINTO» A LA XUNTA

El alcalde de Pontevedra ha solicitado un trato «absolutamente distinto» a la Xunta. En este sentido, considera «impresentable» que en la ciudad de Ourense «se construyese un edificio nuevo de los juzgados sin expropiar los terrenos» mientras que la ciudad del Lérez «lleva tres años dieciendo que le falta una escritura, la inclusión en el registro de la propiedad». «Me parece que es una burla por parte del vicepresidente de la Xunta», ha zanjado.

«Usted me va a tratar a mí como a todas las ciudades, gobierne el PP, el PSOE o el BNG: con respeto», ha proclamado Lores, quien entiende que la Xunta «no tenga dinero»: «Pero lo que podemos es sentarnos a hablar», ha opinado, para finalmente pedir «lealtad institucional» en favor de los ciudadanos de Pontevedra.

NO CREE EN LA LIMITACIÓN DE MANDATO

Lores ha asegurado que «nunca» ha estado de acuerdo con la limitación de mandato, después de haber sido reelegido alcalde por quinta vez consecutiva. «Es la propia fuerza política la que elige a los candidatos y los ciudadanos los que los confirman en las urnas». «El planteamiento de que se puede corromper una persona porque esté mucho, bueno, eso se cae por el suelo cuando se corrompen el primer año», ha resuelto.

Preguntado por los acuerdos con la oposición al gobernar en minoría, el alcalde de Pontevedra ha explicado que «es difícil distinguir grupos que tengan posiciones distintas». «Eran todos contra el BNG en la práctica, y además con posiciones que no son absolutamente asumibles», ha indicado, para luego que ya había dicho que «iba a ser muy difícil llegar a acuerdo».

Con todo, ha asegurado que «va a ser muy difícil» que algunos planteamientos, como desarrollar el modelo urbano e internacionalizarlo o mejorar la calidad de vida de los ciudadanos del rural y del centro, cuenten con el «voto negativo» de los miembros de la oposición.

Sobre el modelo urbano, Lores ha precisado que «no está completo». «No acabamos los parámetros de calidad urbana. […] Creemos que tiene aún mucho recorrido la proyección internacional de este modelo para hacer de Pontevedra un referente», ha subrayado, para luego apostar por que «tenga repercusión en el sector servicios».

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar