PSOE y BNG se disputan la Diputación de A Coruña

 Salón de sesións_plen Deputación A Coruña

El PSdeG y el BNG han escenificado este viernes sus diferencias acerca de cuál de ellos presidirá la Diputación de A Coruña, cuya constitución está prevista para el próximo jueves 16 de julio, en sólo seis días.

Tanto los socialistas como los nacionalistas han asegurado que no renunciarán a la Presidencia del ente provincial coruñés, tras alcanzar un acuerdo programático para gobernar las diputaciones de A Coruña, Pontevedra y Lugo, en caso de que consigan materializar en este último caso una moción de censura que desaloje al PP.

De este modo, la secretaria de Organización del PSdeG, Pilar Cancela, ha hecho hincapié, en rueda de prensa, en que su partido apuesta por liderar la Diputación coruñesa: «El Bloque Nacionalista Galego dice que sigue apostando por presidir la Diputación de A Coruña y yo le digo que el PSdeG apuesta por presidir la Diputación de A Coruña», ha remarcado tras ser preguntada por los medios.

En este sentido, Cancela se ha referido a la «correlación de fuerzas» presentes en el ente provincial herculino: «Ellos tiene cinco representantes, nosotros tenemos ocho», ha subrayado, en alusión a los diputados provinciales del Bloque y del PSdeG, para luego destacar que los socialistas son la «fuerza mayoritaria de izquierdas» para presidir la Diputación de A Coruña: «Las matemáticas son claras», ha apostillado.

Por su parte, la secretaria de Política Municipal del BNG, Goretti Sanmartín, ha hecho hincapié este viernes, en rueda de prensa, en que su partido «no renuncia» a que se «visibilice» una «nueva etapa» con la «posibilidad» que tiene de presidir el ente provincial coruñés.

A este respecto, ha defendido que el PSdeG «no puede», de «manera unilateral», tomar la decisión de presidir la Diputación coruñesa. Así, ha apostado por el «consenso» y ha recordado que hay «más actores en juego» que «tendrán que decidir» a quién ofrecen su apoyo –en referencia a las mareas y a Alternativa dos Veciños–.

PSOE NO VISLUMBRA EL ESCENARIO DE LUGO

Tanto Cancela como Sanmartín han sido preguntadas por que podría pasar en caso de que PSOE y BNG no lleguen a un acuerdo antes del próximo 16 de julio sobre cuál de los dos presidirá la Diputación coruñesa. Así, la secretaria de Organización del PSdeG ha asegurado que no tiene «ninguna duda» de que «de aquí a allá» se verá quién presidirá finalmente el ente provincial.

Es más, Cancela ha preferido no ponerse en la hipotética situación de que nacionalistas y socialistas no alcancen un acuerdo antes del próximo 16 de julio. «Casi prefiero no ponerme en esa situación. […] No vislumbro para nada el escenario que usted me está comentando. No puedo vislumbrarlo porque, sino, la negociación política no tendría sentido», ha zanjado.

Preguntada por si teme que se repita en A Coruña lo mismo que sucedió en Lugo, donde el PP se acabó haciendo con la presidencia de la Diputación, la secretaria de Organización del PSdeG ha asegurado que «no hay temor». «A estas alturas no tenemos miedo ninguno», ha resuelto.

Por su parte, la secretaria de Política Municipal del BNG, tras ser preguntada también por este asunto, ha explicado que los «procesos negociadores» tienen «sus tiempos», que los escenarios todavía están «abiertos» y que hay «tiempo» para «conocer las posiciones de cada uno».

«MÁS FACTORES Y ELEMENTOS»

Por su parte, la secretaria de Política Municipal del BNG, tras ser preguntada por cómo actuaría su partido en caso de que el PSdeG no cediese en su intención de presidir la Diputación coruñesa, ha hecho hincapié en que los nacionalistas tienen «todas las posibilidades» para presidir el ente provincial coruñés.

En este sentido, ha recordado que en el ente provincial «juegan más factores y elementos» además de los propios nacionalistas y socialistas y ha subrayado que estas organizaciones políticas todavía no han tomado ninguna decisión. Así, ha recordado que Marea Atlántica decidirá este sábado en asamblea su posición: «La pelota está en su tejado», ha agregado.

Asimismo, el Bloque ha denunciado que los socialistas «ya» hubieran «dado por hecho» que tenían las presidencias de «todas» las diputaciones «antes de iniciarse» los procesos de negociación.

«Hay dos partes cuando menos», ha subrayado Sanmartín en referencia a las negociaciones para presidir el ente provincial coruñés, para luego hacer hincapié en que «las decisiones unilaterales no tocan».

ACUERDO PROGRAMÁTICO

A pesar de sus divergencias sobre quién ostentará la Presidencia de la Diputación coruñesa, PSdeG y BNG han alcanzado un acuerdo programático para gobernar los entes provinciales de A Coruña, Pontevedra y Lugo, donde Cancela espera que, «con el tiempo», se pueda «profundizar» en la «misma línea de trabajo» que en A Coruña y Pontevedra.

En concreto, uno de los ejes de este programa marco que han destacado nacionalistas y socialistas ha sido «la eliminación del presidencialismo» en los entes provinciales para que las decisiones se tomen «colegiadamente».

Asimismo, Sanmartín ha explicado que en dicho acuerdo se suprime el «uso discrecional» de fondos por parte de la Presidencia para «hacer favores».

Por su parte, la secretaria de Organización del PSdeG ha señalado que dicho acuerdo supondrá un «nuevo modelo de gestión» en los entes provinciales y ha asegurado que el actual abarca «una serie de duplicidades» en el «ámbito competencial» entre ayuntamientos, diputaciones y Xunta de Galicia.

Por ello, al igual que el Bloque, ha apostado por una «delimitación competencial», así como por «reforzar» el papel de los ayuntamientos, pues sostiene que la «razón fundamental de las diputaciones» es «apoyar a los pequeños ayuntamientos de Galicia».

Con todo, ha matizado que el PSdeG, a diferencia del Bloque, no está a favor de la supresión de las diputaciones. «Ellos abogan por su desaparición, nosotros abogamos por más racionalización y más transparencia», ha relatado, para luego destacar su respeto por «el marco jurídico y constitucional» actual.

ACUERDO «HISTÓRICO»

Por su parte, el BNG considera esta acuerdo «histórico», pues significa «poner en letra» una aspiración del BNG «desde hace mucho tiempo». Con todo, el portavoz nacional del BNG, Xavier Vence, ha señalado que con dicho acuerdo no desaparecerán las diputaciones, pero ha asegurado que esta «línea de trabajo» llevará a su «progresiva desaparición» para que, cuando sea «posible» una «reforma legal pertinente», se puedan «suprimir».

De igual forma, Sanmartín ha apostado por establecer un «calendario claro» para conseguir la transferencia de determinadas competencias de las diputaciones a los municipios y al Gobierno gallego. Así, ha relatado que dicho acuerdo recoge iniciar un proceso de negociación con la Xunta en los «tres primeros meses» de legislatura.

Asimismo, el portavoz nacional del BNG ha asegurado que este acuerdo «ataca a la línea de flotación de la recentralización que impone el PP con la reforma local».

TRABAJADORES DE LAS DIPUTACIONES

Preguntado por el futuro de los trabajadores de las diputaciones debido a la transferencia de competencias que defienden PSOE y Bloque, Vence ha hecho hincapié en que el «adelgazamiento» de los entes provinciales no supone «adelgazar» servicios a los ciudadanos, sino «reubicar» al personal asociado a estos servicios. Así, ha defendido la «reubicación» de estas plantillas en otras administraciones.

Asimismo, confía en que la Xunta tenga «sensibilidad» para negociar la transferencia de competencias que defienden PSOE y BNG a ayuntamientos y Xunta. Así, espera que anteponga el «interés general» al «partidista».

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar