Besteiro, imputado por la jueza De Lara, se siente perseguido politicamente

Besteiro_exteriores_indeterminado

El secretario xeral del PSdeG, José Ramón Gómez Besteiro, ha sugerido este sábado que detrás de su imputación, por posibles delitos de cohecho, tráfico de influencias y prevaricación en el caso de O Garañón, podría existir persecución política. Asimismo, ha indicado que mantiene su candidatura al Senado y que «cualquier tipo de decisión orgánica» que se pueda producir en los próximos días o meses será comunicada.

A pesar de que no se ha referido a ella expresamente, Besteiro ha repasado, en declaraciones a los medios, los tiempos relativos al caso de O Garañón. «En el mes de octubre del año 2013 fui elegido secretario xeral del PSdeG, en el mes de diciembre de 2013 conozco por los medios de comunicación que este mismo juzgado investiga el único piso que poseo al 50 por ciento en régimen de separación de bienes», ha explicado.

Así, ha indicado que nada volvió a saber durante «un año y medio después», hasta el pasado 24 de junio, cuando dejó su cargo como presidente de la Diputación de Lugo por iniciativa propia.

«Al día siguiente, una empresa con intereses inmobiliarios en la zona de O Garañón vuelve a enviar al juzgado un nuevo escrito en el que pide expresamente mi imputación por un asunto de hace diez años», ha explicado Besteiro, para luego precisar que «sólo ocho días después» este juzgado «ya da por bueno» este escrito. «Y procede a mi imputación, entre otras», ha apostillado.

«Cada uno que saque sus conclusiones sobre los tiempos judiciales y los tiempos políticos», ha zanjado, para luego subrayar que «cada uno saque sus conclusiones» y apelar a la «lógica prudencia»

PRIMERA REACCIÓN

Ayer, el líder socialista e inmeditamente despues de difundirse la imputación, aseguraba tener «la confianza absoluta en la legalidad» del proceder del Ayuntamiento de Lugo con respecto a la zona de O Garañón y ha denunciado la «indefensión inadmisible» en la que se encuentra tras conocer su imputación a través de los medios de comunicación.

Gómez Besteiro y el exalcalde lucense José López Orozco han sido citados a declarar como imputados en el marco del caso de O Garañón, que investiga posibles delitos contra la ordenación del territorio en la concesión de licencias para urbanizar la finca ubicada junto al Parque Rosalía de Castro, en Lugo

En concreto, la titular del Juzgado de Instrucción Número 1 de Lugo, Pilar de Lara, imputa al líder socialista cuatro supuestos delitos de tráfico de influencias, cohecho, prevaricación y contra la ordenación del territorio. Al exregidor socialista le imputa los mismos delitos excepto cohecho. Ambos están llamados a comparecer el 31 de julio.

Después de trascender esta información, en un comunicado remitido desde su cuenta personal de correo electrónico, Besteiro ha incidido en que la providencia judicial alude a un procedimiento administrativo tramitado «hace casi diez años» en el Ayuntamiento de Lugo, cuando él era edil de Urbanismo en el gobierno de Orozco.

Al tiempo, ha manifestado su «sorpresa» por haber conocido esta decisión judicial «a través de los medios» y no haber recibido «ninguna notificación por vía judicial», lo que provoca –ha denunciado– «una situación de indefensión inadmisible».

Dicho esto, ha proclamado que tiene «la confianza absoluta en la legalidad del proceder» del Ayuntamiento con respecto a la zona de O Garañón.

 

 

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar